sábado 14 de diciembre de 2019 - 12:00 AM

Una sentencia ejemplar

cada vez que se toma una medida, por modesta que sea, para proteger el medio ambiente, debemos aplaudirla
Escuchar este artículo
Image
Columna de
Diva Criado

En estos tiempos, cuando el cambio climático requiere un comportamiento adecuado de personas y empresas, el fallo del Consejo de Estado, sala de lo Contencioso Administrativo, Sección Primera, para la recuperación del Parque ¨La Arboleda¨ en el municipio de Girón, es una sentencia ejemplar.

Posiblemente, el cambio climático sea el suceso más grave para la condición humana, tal como la concebimos hoy, la evidencia científica acerca de su existencia y posible aceleración es abrumadora, pone en evidencia lo que miles de científicos manifiestan acerca de la interacción entre el cambio climático y el aumento global de la temperatura promedio del planeta.

En la cumbre de Madrid (COP25), se comprueban pocos avances y muchas ambiciones aplazadas. A pocos días de terminarse el encuentro, no hay coincidencias en varios puntos del acuerdo de París. No terminan de ponerse de acuerdo en cómo reducir el efecto invernadero y cuáles los mecanismos para lograrlo.

En el entretanto, la desinformación es un fenómeno que ha acompañando al calentamiento global desde su descubrimiento por parte de la comunidad científica, asociado principalmente a ámbitos negacionistas.

Por eso es que cada vez que se toma una medida, por modesta que sea, para proteger el medio ambiente, debemos aplaudirla, el caso del Parque “La Arboleda”, en el Municipio de Girón es uno de ellos.

Cuando la Corporación Autónoma regional para la defensa de la Meseta de Bucaramanga, no fue precisamente el guardián de la protección de la reserva natural, ni atendió las múltiples solicitudes de la comunidad, así como tampoco tuvo en cuenta que la destrucción del Parque “La Arboleda” implicaba un daño irreversible y un grave deterioro ambiental para el Municipio de Girón y el área Metropolitana de Santander, la pregunta es obligada: ¿Negligencia? ¿Desconocimiento? ¿Corrupción?

Lo que no logro entender es como el Tribunal Administrativo de Santander, en primera instancia, no encontró vulneración alguna en tal procedimiento. Alegó, que la actuación de las entidades demandadas (Building SAS; H.G. Constructora SA y el Municipio de San Juan de Girón) estaban acordes con sus competencias en cuanto al desconocimiento de las normas ambientales, a pesar de la existencia de un dictamen pericial por parte de expertos en derecho ambiental, que demostraban la importancia del Parque “La Arboleda”, como regulador del equilibrio ambiental, que incluía una descripción detallada de la fauna y la flora existente en el predio, ignorando el clamor del concejo municipal de Girón y de la comunidad, que denunciaban la manera irregular en que se le dio tramite al acuerdo municipal que modificó el uso del suelo del Parque La Arboleda y que otorgaba la licencia de construcción, la cual fue posible gracias a la modificación de uso del suelo ocurrida en el Plan de Ordenamiento Territorial del 2010, desconociendo el impacto ambiental que el desarrollo urbanístico podría traer a sus habitantes y a la zona. ¡Ahí les dejo!

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad