lunes 17 de agosto de 2020 - 12:00 AM

Devolver el esfuerzo

Es importante que en la junta directiva del AMB, haya representación de California y demás municipios. Sería lo mínimo, ya que se dice: “el agua es nuestro oro”.
Escuchar este artículo

Durante 104 años, el Acueducto Metropolitano de Bucaramanga ha suministrado agua a la ciudad y al Área Metropolitana. También durante 104 años esa agua ha provenido del Páramo de Santurbán y de los ríos y quebradas que de él nacen. Agua pura que durante estos años ha saciado nuestra sed y ha permitido que la ciudad y sus industrias prosperen.

Pero esa agua regalada por la naturaleza y por la Provincia de Soto Norte, que ha sido la encargada de protegerla está olvidada. Soto Norte no ha recibido ni del Gobierno Nacional ni del Acueducto una compensación real. Solo 104 años después los bumangueses estamos pensando en esa región, sólo ahora sabemos que hay que invertir en ella, tal y como lo prometió el Alcalde de Bucaramanga a través del Acueducto Metropolitano. Un acto de justicia. Los mineros artesanales desde el descubrimiento de Páramo Rico por Ortún Velasco, fundador de Pamplona, han trabajado con sus manos para sacar el oro que alimenta sus familias. A ellos hay que darles asistencia técnica y no perseguirlos porque son nativos y los protege una tradición.

Las acciones del Acueducto que en un tiempo fue botín político, están repartidas así: el 78 % es del Municipio de Bucaramanga, o sea de nosotros, la Nación tiene el 15 %, el Municipio de Girón el 0,9 %, el de Floridablanca el 0,5, el Departamento de Santander 0,1 % la CDMB el 0,0002 % (que recibe millones para invertir en la región de Soto Norte por la Ley 99 de 1993, no lo hace. Los alcaldes de la región que se turnan en el consejo directivo pasan sin reclamar) y particulares el 4 %. Sin embargo, la Provincia Soto Norte no tiene acciones. El mundo al revés.

El Acueducto no debe demorar las inversiones allá. Nuestro alcalde dijo que destinaría 8 mil millones de pesos, y ahora nos preguntamos cómo va eso.

Es importante que en la junta directiva del AMB, haya representación de California y demás municipios. Sería lo mínimo, ya que se dice: “el agua es nuestro oro”.

Nota: Viene el Ministro de Salud, se da una vuelta, come bien, bebe bien y se va. No deja ninguna directriz o no las transmitió bien. Con razón.

Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad