martes 23 de abril de 2019 - 12:00 AM

80 años de ingeniería y región

Bellísima edición conmemorativa de los 80 años de nuestra ingeniería, con investigación histórica y textos del brillante académico Don Pedro Vivas Guevara

Nuestro dilecto amigo, el reelegido rector de la UIS, ingeniero Hernán Porras Díaz, viene dejando para la posteridad una serie de libros de carácter histórico, que quizás hoy no apreciemos a cabalidad, pero que, en un futuro, será el recuento y recuerdo de nuestra época.

Bellísima edición conmemorativa de los 80 años de nuestra ingeniería, con investigación histórica y textos del brillante académico Don Pedro Vivas Guevara.

Una mezcla del ayer y de hoy hace contrastes de los avances y la tecnología. La hermosura del Puente de la Novena que se había bautizado como “Puente del Bicentenario” merece que lleve ese nombre, ya que poco o nada hicimos para conmemorar tan importante efemérides. Vivo recuerdo de la carretera a Pamplona, sin pavimento, que luego la Morrison convirtió en una vía impecable que duró muchos años.

Los caminos de piedra que construyó Lengerke, ahora en colección fotográfica de Eduardo Pilonieta Pinilla. Pescadero, construido a pico y pala y los túneles que nos comunican con el Puerto Petrolero. El Puente Antonia Santos Plata, cuya finalización parecía interminable. Hisgaura, una vergüenza que nos duele. El Teatro Santander, que apenas se termina. La magnificencia de la Hidroeléctrica de Topocoro.

Recuento de las obras que hicieron grande a Bucaramanga con motivo de los Juegos Olímpicos de los años 1940. El Capitolio del Socorro que quedó a medio camino y que representa un monumento a la desidia.

Faltó la Colonia vacacional de la Mesa de los Santos, que comenzaron a construir a comienzos de los años 1950 y ahí está metida entre la maleza. El Coliseo Peralta, que se cae a pedazos en el lindero con la policía.

El Centro Cultural del Oriente, que nadie sabe para dónde va; hemos insinuado que debe ser el gran museo de la ciudad. Nunca se termina y solo sirve para ensayar alternativas, todas fallidas a pesar de su burocracia.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad