viernes 15 de enero de 2010 - 10:00 AM

¡Peligro! Elecciones

Una seria amenaza política se cierne sobre Colombia y se concretará en 2010 con las elecciones para renovar Senado y Cámara, pues la corrupción que hoy ataca al sector político logrará imponerse de nuevo mediante el uso de maquinarias electorales debidamente aceitadas y mostrando una renovación que no lo es, pues se tratará simplemente de darle al país un poco más de lo mismo.

No cabe la menor duda de que hoy tenemos el peor Congreso que ha existido en la historia política del país, que refleja hasta dónde el poder legislativo está perfectamente corrompido por el ejercicio de una forma de hacer política en la que priman los intereses personalísimos sobre los del común de todos los ciudadanos. Este fenómeno social se explica porque en Colombia se entendió y con bastante razón, que salirse de la ley era una forma fácil de progresar y durante muchísimos años la garantía de una impunidad absoluta hizo que la criminalidad permeara la cosa política; ello condujo a lo que hoy vemos con asombro y que busca perpetrarse a través de los carlanchines que remplazarán a los sindicados, en razón a la imposibilidad jurídica que los afecta.

Los políticos subjúdice están preparando a sus hijos, hermanos, padres y esposas para que utilicen la maquinaria  que  tienen y se hagan elegir para así a través de ellos, continuar manejando sus empresas políticas, ya que renunciar a ellas es perder lo hecho durante muchos años y además la fuente de enriquecimiento en que han convertido sus actividades públicas.

En síntesis, se trata de establecer un modelo de curul hereditaria ante la perspectiva de la inhabilidad que les aqueja.

Por lo tanto amigo lector, si usted quiere perpetuar la clase electorera que hoy nos avergüenza nacional e internacionalmente, vote por los mismos y así tendremos el gusto de tener más de lo mismo; por eso piense su voto, hágalo por la Colombia que deseamos, cualquiera que ella sea, pero hagámoslo con conciencia y sentido de país, pues esto nos permitirá algún día retornar a la senda de la renovación moral que hoy está totalmente perdida.

 

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad