miércoles 04 de noviembre de 2009 - 10:00 AM

Los trasplantes de órganos

El avance científico logrado durante la segunda mitad del siglo pasado, nos ha permitido vivir una época en la que los trasplantes de órganos hacen parte de las alternativas de tratamiento para múltiples enfermedades del corazón, riñón, hígado, pulmón, por mencionar los más comunes. En la actualidad, el cerebro continúa siendo el órgano que no ofrece posibilidad de ser trasplantado de un individuo a otro.

En Colombia, los trasplantes de órganos se realizan en las principales ciudades del país. Medellín y en particular el Grupo de trasplantes del Hospital San Vicente de Paúl y la Universidad de Antioquia, han sido pioneros en la realización de dichos procedimientos en el país y en Latinoamérica. En Bucaramanga, la FCV y la FOSCAL adelantan programas exitosos de trasplantes con excelentes proyecciones y dada la calidad de servicios que brindan tales instituciones, en el futuro próximo los trasplantes de órganos contribuirán a que nuestra ciudad se convierta en centro internacional de turismo científico. Es necesario anotar que los logros obtenidos en este campo en Bucaramanga, se deben en buena parte a la labor iniciada hace casi 30 años por el Grupo de trasplante renal liderado por el Dr. Roso Alfredo Cala Hederich en el entonces Hospital Universitario 'Ramón González Valencia' (HURGV) y la Facultad de Salud de la Universidad Industrial de Santander que a partir del 8 de Julio de 1981, fecha de realización del primer trasplante renal, logró trasplantar a mas de 120 pacientes en el antiguo Hospital, convirtiendo nuestra ciudad en el segundo centro de trasplante del país.

Desde el comienzo de los trasplantes hasta la actualidad, una de las grandes dificultades para realizar dichos procedimientos ha sido la escasa cultura existente sobre la donación; a pesar de la experiencia obtenida y los mejores resultados que se logran con los nuevos métodos utilizados para evitar el rechazo, la mayoría de las personas por diferentes motivos, religiosos, culturales o de otra índole, son renuentes a aceptar que se extraigan órganos del cuerpo de su ser querido, para que continúen viviendo en otra persona que lo necesita para reintegrase a la sociedad y poder llevar una vida normal.

La donación de órganos requiere de un acto de generosidad que se puede resumir en dar vida para que otros vivan; promover la cultura de la donación de órganos también es una forma de desarrollar la región.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad