miércoles 18 de marzo de 2009 - 10:00 AM

Oasis

Para un oriental el ki o chi es la fuerza interior y reside en la zona del hara, o sea, en el abdomen.

Cuando creas el hábito de relajarte y respirar desde el abdomen, fortaleces tu energía o chi.
El chi está presente en todo ser vivo y en el aire que respiras. Nada mejor que inhalar aire puro para llenarte de un chi potente.
Mejor aún si lo haces en el campo y te centras en tu hara como centro de tu energía y tu equilibrio.
En ti como en un iceberg, lo que se ve es el 10%, la fuerza física; el resto, el 90%, es chi o fuerza interior que está oculta.
Tu mejor inversión no es en la Bolsa sino en ganar calma interior a través de una conexión constante con Dios.
Con práctica llegas a ser consciente, tienes control y estás centrado. Un arte llamado haragei. El hara es el centro del cuerpo.
Por eso se representa a Buda con un gran vientre o hara, símbolo de su potente fortaleza interior.
Padre bendito, oh rey amado, gracias por estar siempre conmigo y por tu amor ilimitado.
Gracias, Dios de la luz, por tantas bendiciones, por llevarme de tu mano y por estar siempre ahí.
Tú eres mi amor y mi paz y por eso quiero alabarte, bendecirte y decirte que te amo con todo el corazón.
Dame tu Espíritu para decidir sabiamente, tu fuerza para actuar pacientemente y tu gracia para servir generosamente.
Llévame siempre de tu mano, guíame por el sendero justo y protégeme de todo mal.
Padre amoroso, eres mi apoyo en las épocas adversas, mi consuelo en la aflicción y mi compañía en los días de soledad.
Ayúdame, Dios bondadoso, a perdonarme y a perdonar de corazón. Saca de mi alma el veneno del odio y la culpa.
Te amo y siempre te amaré. Eres mi luz y mi fuerza, mi paz y mi descanso. Eres todo para mí.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad