martes 24 de noviembre de 2009 - 10:00 AM

El oro verde del Siglo XXI

Las selvas, los bosques y los árboles son el 'oro verde' del siglo XXI, porque son indispensables para estabilizar el clima mundial afectado por el calentamiento global que junto a la explosión demográfica, la pobreza y la degradación de los ecosistemas naturales de la Tierra, constituyen los problemas más graves para la humanidad en toda sus historia.

Para estabilizar el clima es urgente la reducción de las emisiones a la atmósfera del dióxido de carbono CO2 producido por el uso del carbón y petróleo principalmente para la producción de combustibles y energía. Como reiteradamente se ha dicho, para lograr ese objetivo se debe aumentar la eficiencia energética, el desarrollo de nuevas fuentes de energías limpias e incrementar sustancialmente la cobertura de bosques en el mundo mediante programas y estímulos que eviten o impidan la deforestación y conduzcan a la siembra de billones de árboles que 'capturen' el carbono. Cien mil hectáreas de bosques se destruyen anualmente en Colombia. El tema de los bosques es un punto clave en la próxima reunión de la ONU en Copenhague. Los jefes de Estado de más de 180 países deberán concretar nuevos acuerdos con objetivos claros frenen el calentamiento del planeta. De ahí el papel preponderante de Brasil, Bolivia, Colombia, Ecuador y Venezuela privilegiados por la naturaleza con 6,7 millones de kilómetros cuadrados de las selvas tropicales milenarias en la amazonia justamente llamadas el 'pulmón del mundo' con su inmensa diversidad biológica y con el 20% de las reservas de agua del mundo.

Hasta hace pocos años nadie imaginó la riqueza y el valor estratégico de las selvas tropicales y de los bosques en general para la salud de la Tierra. Su conservación es vital; el objetivo no es fácil. La codicia, la pobreza, la explosión demográfica, la demanda de madera para combustible y la industria, y la adaptación de tierras para actividades agropecuarias, atenían contra la conservación de los bosques. Muy pronto el mundo desarrollado pagará por la 'deforestación evitada'. La reforestación del mundo estará en la agenda internacional. El mayor valor agregado de las tierras rurales estará representado en sus coberturas boscosas. Ojalá lo entiendan a tiempo los depredadores.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad