sábado 22 de junio de 2019 - 12:00 AM

Alexander von Humbolt

Humbolt es considerado la piedra angular de la Geografía política moderna y el padre de la Geografía universal. Localizó el ecuador magnético de la Tierra
Escuchar este artículo

Se inician en Berlín y Cracovia las celebraciones de los 250 años del natalicio del Barón Alexander von Humbolt y en su honor se proclamó la “Semana Humbolt”. Este noble prusiano fue un científico excepcional, proficiente en múltiples disciplinas. A los 27 años se embarcó hacia Sur América en una expedición que habría de durar cinco años. Su recorrido por las Américas fue la columna vertebral de sus investigaciones y simultáneamente transformó al talentoso joven en un extraordinario científico. Nos legó descubrimientos en ciencias tan disímiles como Botánica, Antropología, Geografía, Geomagnetismo, Astronomía, Climatología, Oceanografía, Vulcanología, Zoología y Ornitología. Fue además dibujante, escritor prolífico y un gran humanista, opuesto a la esclavitud y ardiente partidario de la independencia americana.

Humbolt es considerado la piedra angular de la Geografía política moderna y el padre de la Geografía universal. Localizó el ecuador magnético de la Tierra y la corriente del océano Pacífico que lleva su nombre. Trazó los mapas científicos de Venezuela, Colombia, Ecuador y Perú, que luego guiaron a Bolívar para liberarlas del yugo español.

El mismo Bolívar le llamó “el segundo descubridor de América”. “Solo unos días con Humbolt fueron para mi como haber vivido muchos años” confesó el gran poeta Goethe. Y en Rusia le apodaron “el Shakespeare de la ciencia”, porque sus 34 libros combinan lo científico con la belleza artística y la calidez del corazón.

Su principal inquietud fue comprender la naturaleza y sus interrelaciones. Escaló el Chimborazo llegando a la cumbre con los pies ensangrentados y el cuerpo medio congelado, porque prefirió cargar sus instrumentos de medición, antes que la ropa adecuada para soportar el frío. Desde esa altura tuvo una visión de totalidad que transformó su concepto sobre la vida planetaria: “la Tierra es un organismo vivo donde todo está entrelazado. La naturaleza es una red de vida con conexiones entre las partes. Si tiran de un hilo, toda la tapicería se vendrá abajo”.

Ese día nació la Ecología moderna, aquella ciencia que nosotros apenas comenzamos a dilucidar.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad