sábado 09 de noviembre de 2019 - 12:00 AM

La temporada del Teatro Santander

Esta música culta se convirtió en la gran ausente de la temporada y en cambio salió favorecida la música popular...
Escuchar este artículo

Este mes finalizará la primera temporada del Teatro Santander y me gustaría preguntar: ¿se cumplieron objetivos culturales especiales que imprimieran categoría a un teatro que se inicia en el panorama cultural? ¿Se establecieron pautas para promover la apreciación de la música culta? ¿Cómo va el plan para educar al público? Todo esto habría podido hacerse, pero no se hizo.

La responsabilidad del Teatro Santander es desarrollar la cultura musical y escénica en Bucaramanga. Este proyecto necesita que siquiera el 60% de la programación tenga la calidad que solo ofrece la música culta. Pero, inexplicablemente, esta música culta se convirtió en la gran ausente de la temporada y en cambio salió favorecida la música popular, a pesar de que la ciudad ofrece otros escenarios para este tipo de eventos. Conclusión: hubo fiesta pero no cultura. Tal vez olvidaron que, si el teatro necesita subsidios que procedan de fondos públicos, estos se otorgan es para fomentar la cultura, no para financiar lo que no necesita incentivarse, porque abunda.

Una comparación: en Bogotá el Teatro Julio Mario Santodomingo presenta a Anne Sophie Mutter, una de las grandes violinistas del mundo; y acá programan una orquesta cubana de salsa. El Teatro Metropolitano de Medellín trae al escenario a Jordi Savall, famoso especialista en música antigua; y aquí nos distraen los Gaiteros de San Jacinto. En Bogotá el teatro JMS monta la ópera Don Giovanni de Mozart; y acá nos embolatan con danzas folclóricas. Aclaro que la presentación de la Orquesta Filarmónica de Bogotá no hizo parte de la temporada del Teatro Santander, sino de la programación del “Festival Internacional de piano”.

Tampoco habrá broche de oro para cerrar esta primera temporada del teatro, tienen programado un recital de boleros de la artista cubana Omara Portuondo. El conocido crítico musical Emilio Sanmiguel comenta al respecto: “Me sorprende que el teatro despilfarre sus recursos presentando a Omara Portuondo: evidentemente no están enterados de que, como bolerista, por obra y gracia de la edad (que no perdona) está acabada”.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad