martes 30 de diciembre de 2008 - 10:00 AM

2008-2009

Se termina este año con un balance controvertido.

El Estado se fortaleció militarmente ante la subversión, pero a su vez tuvo que pasar a la reserva a casi dos decenas de sus oficiales más experimentados por cuenta de las penosas denuncias sobre asesinatos  cometidos por delincuentes al interior de las FFMM.

La economía creció  en 3.5% pero fue la de menor crecimiento en Suramérica y la antepenúltima en Latinoamérica, superando  solo a México y Haití. Además, el crecimiento durante los dos años anteriores fue de  6.8 y 8.2%, aunque también  fue de los menores crecimientos en Suramérica.

El desempleo termina en este año  con los mismos números del 2002, alrededor del 11%.

La industria tuvo un crecimiento negativo, los alimentos aumentaron  en promedio un 20%, el comercio no mostró variaciones  y las exportaciones no tradicionales cayeron  5%.

En materia de secuestrados hubo liberaciones  incondicionales  y se anuncian otras, hubo escapados  y la operación Jaque se llevó el beneplácito general, dejando  de paso muy mal parada a la guerrilla. Continúan más de dos mil secuestrados  por guerrillas y delincuencia común.

En política, la oposición se divide sin rumbo en el caso del Polo, o se ejerce de forma inane como  acontece  con el gavirismo liberal, mientras que los partidos de la coalición gubernamental  tienen un gran número de sus dirigentes en la cárcel o investigados, al tiempo que la coalición de gobierno se fractura al interior  de su estructura.

El presidente,  consolidado, goza de un prestigio ahora frágil, por cuenta de su decisión de perpetuarse en el poder mediante un referendo degenerado en la concepción, escandaloso en su trámite, e inconveniente en el propósito.

Es difícil asignar responsabilidades en lo económico, tanto en las buenas como en las malas, pues globalizados, no hay duda  de la influencia decisoria en nuestro suelo, de las condiciones de la economía mundial.  En lo político  la responsabilidad, todos sabemos en cabeza de quién reposa.

El 2009 pinta difícil, por tanto debemos buscar  un propósito nacional que contemple el apego estricto a las libertades individuales, al respeto institucional, a la búsqueda de la verdad , la justicia y la reparación, y por supuesto al trabajo honrado.


Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad