miércoles 13 de octubre de 2021 - 12:00 AM

La OMS establece normas más estrictas de calidad del aire

Las nuevas directrices recomiendan normas más estrictas de calidad del aire con relación a contaminantes como partículas en suspensión, ozono, dióxido de nitrógeno, dióxido de azufre, monóxido de carbono y otros.
Escuchar este artículo

La Organización Mundial de la Salud (OMS) expidió (septiembre 22/2021) “Nuevas directrices mundiales sobre la calidad del aire que tienen como objetivo evitar millones de muertes debidas a la contaminación”. La OMS reiteró que “La contaminación del aire es una de las mayores amenazas medioambientales para la salud humana, junto con el cambio climático”. “...cada año la exposición a la contaminación del aire causa 7 millones de muertes prematuras y provoca la pérdida de otros tantos más millones de años de vida saludable. En los niños, esto podría suponer una reducción del crecimiento y la función pulmonar, infecciones respiratorias y agravamiento del asma. En los adultos, la cardiopatía isquémica y los accidentes cerebrovasculares son las causas más comunes de muerte prematura atribuible a la contaminación del aire exterior, y también están apareciendo pruebas de otros efectos como diabetes y enfermedades neurodegenerativas”.

Las nuevas directrices recomiendan normas más estrictas de calidad del aire con relación a contaminantes como partículas en suspensión, ozono, dióxido de nitrógeno, dióxido de azufre, monóxido de carbono y otros. Como es conocido, las normas colombianas son muy laxas si se comparan con las recomendadas anteriormente por la OMS. Y mucho más laxas comparadas con las nuevas directrices.

Por ejemplo, el nivel máximo permisible en Colombia (Resolución 2254/2017) para partículas en suspensión en el aire de diámetro igual o inferior a 2,5 micras (PM2.5) es de 37ug/m3 para un tiempo de exposición de 24 horas. La nueva directriz de la OMS recomienda 15. Para un año de exposición la norma PM2.5 en Colombia es de 25 ug/m3 ; la OMS recomienda 5. La Resolución 2254/2017 plantea reducir esta norma a 15ug/m3 en el año 2030. La OMS señala que las partículas PM2.5 “son capaces de penetrar profundamente en los pulmones,... pueden incluso entrar en el torrente sanguíneo, lo que afecta principalmente al sistema cardiovascular y respiratorio, así como a otros órganos”.

En este contexto sería interesante que las autoridades ambientales compararan los resultados de las mediciones de calidad del aire con las directrices recomendadas por la OMS; para tener claridad sobre el Índice de Calidad del Aire que respiramos en Colombia. Sobre todo, considerando que -en algunos casos- los resultados de las pocas mediciones superan incluso las laxas normas colombianas.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad