viernes 24 de junio de 2022 - 12:00 AM

Felicitaciones, Petro; Gracias, Rodolfo

Por más inquietudes que se tengan sobre la Registraduría es indiscutible que en Colombia hay una democracia que está más viva que nunca. La participación electoral llegó a sus niveles más altos al alcanzar un 58%, lo que significa confianza por parte de la ciudadanía. Gustavo Petro es el nuevo presidente de todos los colombianos. Felicidades y le deseo muchos éxitos en su labor. Ahora Colombia necesita reconciliarse y trabajar unida por el desarrollo sostenible y la movilidad social, lo que se logra con un sector privado fuerte y un Estado eficiente. Diferentes gremios y organizaciones han manifestado su completa disposición para contribuir con este propósito.

El santandereano, Rodolfo Hernández, ocupó el segundo lugar con tan solo 3 puntos porcentuales de diferencia. Posiblemente con la campaña más independiente y austera que jamás se haya registrado en la historia del país, superó a múltiples adversarios y sacó 10,5 millones de votos. Un triunfo impensable para muchos hace unas semanas. La obra del ingeniero Hernández ha sido una innovación disruptiva en la política. Con las banderas de la lucha contra la corrupción, no solo ha creado una nueva forma de hacer campaña, sino también de gobernar con resultados, lo que permitió transformar la vida, particularmente, de los más desfavorecidos como sucedió en Bucaramanga.

Gracias al liderazgo de Rodolfo, se unió gran parte del departamento alrededor del sueño de aportar con nuestras mejores capacidades al desarrollo del país y de superar los múltiples rezagos que nos han caracterizado durante décadas. De ahí que Santander haya evidenciado la segunda participación electoral más alta a nivel nacional (67%) y que el 73% de los santandereanos le haya dado su voto de confianza. Con su candidatura, Santander logró estar en la agenda nacional como nunca antes lo habíamos visto. Luego de casi 150 años por poco volvemos a tener presidente santandereano. Gracias ingeniero por su persistencia, generosidad y por habernos devuelto la esperanza de que un verdadero cambio era posible en Colombia y en Santander.

Hoy más que nunca los santandereanos debemos unirnos y trabajar de la mano con el nuevo gobierno nacional para hacer realidad grandes aspiraciones: la materialización de la intermodalidad en Barrancabermeja; ser referentes en materia de transición energética y descarbonización; cerrar las brechas de infraestructura vial, acueducto y saneamiento básico; lograr una economía más sofisticada, diversificada e internacionalizada; y mejorar el desempeño institucional y la coordinación metropolitana. Tenemos grandes desafíos ante los cuales no podemos desfallecer.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad