viernes 19 de junio de 2020 - 12:00 AM

¿Populismo vs. Ciencia?

la política en el siglo XX se debatió entre la izquierda y la derecha, ahora el debate será entre el populismo y la democracia liberal.
Escuchar este artículo

Los devastadores efectos económicos y sociales de la pandemia de la covid-19 generan un riesgo político proclive al populismo, que hay que evitar. A nivel económico, según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), Colombia afrontará en el 2020 la peor recesión en un siglo y el PIB caerá entre 6,1% y 7,9%. Para FENALCO, el 28% de las empresas cerrarán definitivamente. De acuerdo con el DANE, el desempleo se disparó al 23,5% en las 13 principales ciudades y áreas metropolitanas. A nivel social, la Universidad de los Andes señaló que la pobreza se incrementaría en cerca de 15 puntos porcentuales adicionales, lo que significaría 7,3 millones de personas más que en 2019. Y la Asociación Colombiana de Universidades (ASCUN) estima que la deserción universitaria estaría entre un 23% y 25%.

Este panorama plantea un enorme desafío político. El miedo, la angustia y la frustración generan la búsqueda de soluciones rápidas y fáciles. De esta manera, las noticias falsas y teorías conspirativas ganan terreno. Asimismo, los comportamientos egoístas son comunes en todos los niveles. Por ejemplo, a nivel internacional, EE.UU. restringió las exportaciones de tapabocas y ventiladores, y tampoco participó en la iniciativa promovida por la Unión Europea para acelerar la cooperación en la búsqueda y distribución equitativa de la vacuna contra la covid-19. Si a esta situación se le suma la falta de pedagogía en la toma decisiones y escándalos de corrupción, se genera un cóctel perfecto para el surgimiento de líderes “fuertes” y autoritarios, independientemente de la tendencia ideológica.

Según Andrés Velasco, decano del London School of Economics, la política en el siglo XX se debatió entre la izquierda y la derecha, ahora el debate será entre el populismo y la democracia liberal. Para Velasco, la confianza en las instituciones y en los vecinos es mala para el populismo y los populistas lo saben. De ahí que, pese a lo tentador que pueda ser caer en el individualismo, se debe resistir y fortalecer los espacios de colaboración, solidaridad y participación. Igualmente, las autoridades deben ser ejemplo de transparencia y coordinación. Es el momento de fortalecer las bases de un ambiente político en el que primen la ciencia, la unión y la institucionalidad.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad