miércoles 19 de febrero de 2020 - 12:00 AM

El sentido común

Y aquí las velocidades son de 80 km por hora, pero muchos van a mucho más; qué animalada tan grande y qué peligro para vehículos y peatones. Dios nos libre de esos genios sin sentido común.
Escuchar este artículo

Es el menos común de los sentidos, dicen los sabios. Eso es lo que estamos viendo de los señores del Ministerio del Transporte, que están llenando de reductores de velocidad las autopistas de Santander (en lo que yo conozco). Esto es definitivamente la animalada más grande que pueden hacer, pareciera ser que están de acuerdo con los talleres de latonería y pintura, por todos los accidentes que estos van a generar. Deberán ser los responsables de los daños fiscales que acarrearán, por las demandas que se presenten.

A 200 metros de lo que será el peaje cerca de la Universidad de la Paz, en la nueva Ruta del Cacao, ya instalaron los pertinentes reductores y lo que dicen los señores de la ANI es que esto es ordenado por el Ministerio del Transporte. Aquí no hay la excusa que adujeron por los construidos en el anillo Floridablanca - Girón: que es mientras se construye el puente peatonal. ¿Allá será para el paso de ganado?, si esto fuera para defender a los ciudadanos, a solo 300 metros está la escuela de Patio Bonito.

Y aquí las velocidades son de 80 km por hora, pero muchos van a mucho más; qué animalada tan grande y qué peligro para vehículos y peatones. Dios nos libre de esos genios sin sentido común.

La Ruta del Cacao es una pronta realidad, prácticamente tenemos a corto plazo el tramo Puente Sogamoso - Barrancabermeja, solo nos queda el tramo que debería hacer la Ruta del Sol, que está en veremos. Nos tocó cargar con el estropicio de Odebrecht. De pronto lo mejor era haberles apretado la clavija y obligarlos a cumplir el contrato llevándolos de la lengua. El Estado ya vemos cómo es de lento, y los jodidos: los Santandereanos.

En los accesos a los predios en la Ruta del Cacao, algunos no los resuelven, varios son peligrosos; y dejaron problemas graves con la ubicación de los retornos, embotellaron algunas vías importantes de tráfico secundario como las de vereda San Luis, los obligan a pagar un peaje injusto adicional si van para Bucaramanga.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad