miércoles 25 de enero de 2023 - 12:00 AM

Hasta cuando seguirá actuando

Eso es lo que nos está pasando con Petro, que cada vez que está en un auditorio internacional, plagado de mandatarios, le sale la pose de gran monarca y pretende ser el líder mundial, en este caso, en su propósito de descarbonizar el mundo, para acabar el Co2 que ha generado el cambio climático, un fenómeno con el que la naturaleza le cobra a la humanidad sus abusos con ella.

Y como siempre sucede, el séquito que lo acompaña, en este caso la ministra de Minas y Energía, anuncia que ya no habrá mas contratos para encontrar combustibles fósiles, y así mi líder sale en hombros del recinto.

Y aquí hay que repetir (como siempre), vuelve la reculada del momento, en la que su equipo fija posiciones, de que si habrá combustibles fósiles. Si no, ¿de dónde saldrá la platica para el caramelo que se dará a quiénes están en estos momentos en la olla?.

Y como lo ha venido haciendo, de cuerpo presente hará las promesas del momento para calmar a los que están sufriendo de los ríos fuera de madre, o de las montañas que ruedan con viviendas en sus espaldas, bloqueando las vías de comunicación para alimentar esta tierrita que tanto está constipada y asustada.

No hay duda que Petro está en lo cierto, como diría el profesor Jirafales, tenemos que descarbonizar el mundo, nosotros apenas llegamos a causar el 2 % de Co2 en este daño ambiental, pero el sacrificio lo tiene que hacer los verdaderos culpables y por eso no podemos patear la lonchera que nos da el sustento. Si vamos a ver, somos el segundo país en américa en el esfuerzo por producir hidrógeno verde, el que es la salvación de la humanidad.

El mundo ya está caminando muy rápido en esta dirección, el principal problema es su costo, pues en su mayoría son procesos fotovoltaicos, para generar la electrólisis que separa hidrogeno y oxígeno y en este proceso no habrá Co2 en la atmósfera.

Solo hasta 2030 o 2050 se harán las grandes trasformaciones en la generación de energías limpias, no tendremos a Petro pero es posible que haya ayudado al objetivo.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad