miércoles 18 de mayo de 2022 - 12:00 AM

No se puede generalizar

El señor General Zapateiro, hoy comandante del Ejército, hay que decirlo, es primero un Señor, respetuoso de los derechos de los demás, con juiciosos conocimientos, por eso está a la cabeza de su ejército. Soy fiel testigo de su transparencia

Nos estamos orinando en la sopa que tenemos que comer, cuando hacemos coro a que todo está mal en este país, todo no es así. Lo estamos viendo en los indicadores de cómo se recupera la economía; se yerra en muchos aspectos, algunos en materia grave, pero todo lo ha cogido el Dr. Petro para endulzar su campaña. Los jóvenes no conocieron de sus pasos truculentos del pasado. Pero eso de generalizar en todo es la base del crecimiento de este personaje.

También van camino de destruir las instituciones, las que muchos sabemos son fundamentales para el futuro de la democracia, como son las que defienden la vida honra y bienes de los ciudadanos, como de la defensa de la nación. Criticas mordaces como la de Petro de generalizar sobre el buen nombre de los miembros del Ejército generan actos inmediatos como el del Gr. Zapateiro. Ocurrieron cosas graves, que no dudé en reconocer la vergüenza, sobre los falsos positivos que hoy reconocen con valor, aportando la verdad y solicitando el perdón de la Nación para que esto no se repita. Deben salir a la luz las responsabilidades de todos, ¿hasta dónde el presidente y su ministro de Defensa sabían de estos actos reprochables?.

Pero no se puede generalizar, porque hay excelentes oficiales y soldados como los que pude conocer y de los que puedo dar fe de su gran gestión para el beneficio de esta región.

El señor General Zapateiro, hoy comandante del Ejército, hay que decirlo, es primero un Señor, respetuoso de los derechos de los demás, con juiciosos conocimientos, por eso está a la cabeza de su ejército. Soy fiel testigo de su transparencia en su mando y puede ser investigado como muchos lo están solicitando. En el ejercicio de su mando puso el mismo en conocimiento de las autoridades competentes lo que consideraba no debería haber ocurrido, pueden ir con la linterna de Diógenes a escrutar su pasado.

Dicen: el que tiene rabo de paja no lo debe asomar a la candela, como le sucedió a Petro en sus críticas. Creo que no habrá nada que lo queme, General.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad