martes 13 de febrero de 2024 - 12:00 AM

¿Qué más podría salir mal?

Compartir

El pasado viernes 9 de febrero, fecha en la que se celebra en Colombia el Día del Periodista, el ministro de Justicia, Néstor Osuna, reconoció públicamente la responsabilidad del Estado colombiano en el asesinato del director del periódico El Espectador, don Guillermo Cano, por no atender, 37 años atrás, las graves amenazas que sobre su integridad se cernían.

Un día antes el país repitió con estupor las imágenes de un asedio al Palacio de Justicia, protagonizado por seguidores del petrismo, en la capital de la República. Los manifestantes reclamaban a los magistrados de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) la inmediata elección de la nueva fiscal general de la Nación. La memoria nos recordó una herida que aún, luego de 39 años, no se cierra.

El Gobierno nacional, con el presidente Petro a la cabeza, intentó minimizar los hechos que, desde su propia entraña, fueron alentados apenas días atrás con la solapada intención de presionar a los magistrados de la CSJ. Para el mandatario, nunca estuvieron en peligro, para la Corte, fue un acto violento e ilegal. El mismo Estado que cumplió con el mandato de reconocer su culpa en la muerte de un periodista a carta cabal, como Cano, a manos de la mafia, es el mismo que responsabiliza a la prensa de estar orquestando “burbujas comunicacionales”.

Según Petro, apenas fueron diez segundos los que la reja de acceso al Palacio de Justicia, por la calle 12, estuvo bloqueada, lo demás son relatos periodísticos que buscan, en últimas, propiciar su derrocamiento. Sus subalternos salieron a dar clases de periodismo, incluso, como cuando el Ministro del Interior sugiere a los reporteros que verifiquen las fuentes que, según él, revelan supuestas crisis ministeriales cuando estas no han existido. ¿Seguro ministro Velasco? ¿Todo bien en Palacio?

“A Colombia no le conviene un fracaso de Petro: le daría la oportunidad a la cínica dirigencia colombiana tradicional de echarle la culpa de todo lo que pasa, y de ofrecerse, ella, que engendró todo esto, como la tabla de salvación”, dijo el escritor William Ospina. ¿Qué más podría salir mal? El periodismo es periodismo. Simple.

Noticias relacionadas:

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí y únase a nuestro canal de Whastapp acá.
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Lea también
Publicidad
Publicidad
Noticias del día
Publicidad
Tendencias
Publicidad
Publicidad