jueves 09 de enero de 2020 - 12:00 AM

Construir paz es difícil, por eso es indispensable trabajarla

Todo fue organizado calculado por la Unión Soviética para sabotear la Conferencia Panamericana y la creación de la Organización de Estados Americanos – OEA.
Escuchar este artículo

A propósito de ello, en la biografía de Álvaro Gómez, “Álvaro Su vida y su siglo”, de Juan Esteban Constaín, editada en 2019, se lee: “los primeros informes de fondo sobre el 9 de abril de 1948, en los cuales se hablaba de la presencia de elementos del ‘comunismo internacional’, entre ellos Fidel Castro, que habían llegado al país con el propósito deliberado de sabotear la Conferencia Panamericana y desestabilizar cuanto se pudiera la situación general, incluso hasta llegar a la revolución.”

En mi libro “Violentos somos”, 2009, se lee: “¿Quiénes, motivados por qué oscuros intereses, planearon y ejecutaron el asesinato de Gaitán y los sucesos posteriores? ¿La presencia activa de Fidel Castro en Bogotá, ese día, a ese hora, en ese sitio, ‘Gaitán en persona anotó la cita en la agenda de su escritorio, en la hoja correspondiente al 9 de abril: Fidel Castro, 2 p.m., dice García Márquez, fue solo una coincidencia? ¿Entonces por qué su precipitado regreso a Cuba, luego de producirse la asonada, en avión enviado desde allá con la orden expresa de regresarlo a su país?”

Después de haber estudiado y reflexionado por más de cincuenta años sobre la tragedia, mi convencimiento sigue siendo que la versión original es la válida: Todo fue organizado calculado por la Unión Soviética para sabotear la Conferencia Panamericana y la creación de la Organización de Estados Americanos – OEA. Llevado por ese convencimiento, el 3 de mayo el Gobierno de Colombia rompió relaciones con la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas.”

Volviendo al tema específico del artículo, la barbarie anterior fue un estímulo importantísimo a la violencia partidista que venía atormentado el país desde el Siglo XIX, se había incrementado en lo corrido del Siglo XX, llegando al slogan de que “a unos los matan por godos y a otros por liberales”. Modalidad de violencia que concluye con la formación del sistema político del Frente Nacional.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad