jueves 13 de agosto de 2020 - 12:00 AM

“Horacio Serpa Uribe – Una experiencia un futuro”

Escuchar este artículo

Es el título de mi libro, escrito y editado en 2.002, que “vuelve” a mí, a propósito del diálogo, vía correo electrónico, realizado con Serpa en www.elespectador.com, empezando por el título que dan a la publicación: “La paz es muy difícil mientras valga más una bala que una idea.”

Después expresa Horacio: “Hay que buscar un gran acuerdo integral de largo plazo, mucho más allá de los períodos presidenciales, sin perjuicio de que siga la política, pero acatando y respetando los acuerdos por la paz.”

.....

“Al doctor Iván Duque lo respeto y admiro. Que tal eso que a los 40 años uno tenga que hacerse cargo de un país de 50 millones de habitantes, en plena catástrofe universal. Al Presidente hay que tratarlo con la mayor consideración, ayudarlo en todo ese lío de la pandemia. Ha hecho lo que ha podido y me parece bien.¨

En cuanto a las condiciones de Horacio, siendo aun muy joven, objetó un aumento en sus gastos de representación como Alcalde de Barrancabermeja, aprobado por el Concejo, siendo consecuente con su propósito de frenar el gasto público. Y, por nombramiento del Gobernador, yo fui su sucesor en la Alcaldía y no tuve ningún inconveniente. En el Congreso se opuso con energía al Estatuto de Seguridad, por considerarlo lesivo a su cruzada permanente en pro de los derechos humanos. Es la vida de quien, en el Gobierno de Belisario Betancur, participó con resolución en la Comisión de Verificación de la negociación del conflicto armado, incluso contrariando intereses y directrices de algunos dirigentes de su Partido.

Es la vida de un hombre con valor indómito que acepta a Virgilio Barco la Procuraduría General de la Nación para reemplazar al asesinado Carlos Mauro Hoyos y después el Ministerio de Gobierno para presidir unas elecciones en cuya campana habían sido asesinados cuatro candidatos presidenciales.

Es la vida de quien con talento y con empuje, en reforma constitucional de 1986 y después en la Asamblea Nacional Constituyente, fue impulsor insigne de procesos de la base de participación ciudadana y de descentralización, principios básicos de una democracia.

En 1998 Horacio Serpa gana a Andrés Pastrana las elecciones presidenciales en la primera vuelta, pero las pierde en la 2ª. porque se creyó que Andrés iba a construir la paz. A continuación, 2002, Álvaro Uribe gana la Presidencia porque se cree le va a ser la guerra total a Tirofijo.

Actualmente Horacio Serpa se encuentra en tratamiento médico profundo de recuperación de un cáncer, contando con la satisfactoria presencia, atención permanente, de Rosita y su familia. Que Dios nos lo mantenga bien, en paz.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad