jueves 02 de mayo de 2019 - 12:00 AM

Que no nos vuelva a pasar.

Recordemos que más del 70% de toda la población colombiana vivimos del agua que proveen nuestros páramos.

Decisiones sobre riesgos ambientales en manos de unos pocos expertos contratados por las mismas empresas interesadas en su viabilidad, e incertidumbre

sobre las condiciones ambientales, son dos de las posibles causas de los accidentes en Hidroituango, Chirajara y el pozo Lizama. El Proyecto Metro de Bogotá sigue el mismo modelo y podría tener sobrecostos de por lo menos el 42 %.” Esto dice Rodolfo García Sierra. PH D, docente e investigador de la UNAL.

Del páramo de Santurban hemos dicho apoyados en estudios del estado, que el riesgo por el potencial de Uranio existente en la zona que piensa explotar MINESA, que puede ir de 500 a 20.000 gramos por tonelada de material extraído, no está siendo tenido en cuenta en su estudio de impacto ambiental. El estado exige según Minminas, entierro de estos desechos a centenares de metros de profundidad y en zonas geológicamente estables. Como en los proyectos mencionados, estamos a punto de caer en los mismos errores. Despues de los daños, acudimos a los expertos, extranjeros en su mayoría, para que digan que nunca se debieron hacer.

El agravante de este funesto proyecto es el daño irreparable a nuestras fuentes de agua. Recordemos que más del 70% de toda la población colombiana vivimos del agua que proveen nuestros páramos.

Las aguas ácidas, superficiales y subterráneas, generadas por la rotura del ecosistema del páramo a cualquier nivel, son un estigma que llevarán nuestras corrientes por miles de años.

El ecosistema paramuno es una unidad que se verá afectada por la rotura en cualquiera de sus niveles. Una absurda delimitación, promovida para distraernos, es la excusa para pretender dañar el ecosistema. Estamos por la defensa de los habitantes del páramo sin discusión, lo que debemos es reglamentar los usos del suelo según niveles, de la mano de las comunidades.

La conciencia de los santandereanos la veremos reflejada el próximo 10 de Mayo. Si: Marchemos por la defensa del agua.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad