jueves 25 de abril de 2019 - 12:00 AM

Los amigos de la Esant (II)

lo verdaderamente asombroso es que al analizar rigurosamente los gastos del plan de inversiones, hay $2.000 millones desaparecidos

Mientras el señor Gobernador Didier Tavera siga pensando que lo políticamente correcto es diluirse en el silencio y la gerente Mónica Paola Monsalve Monroy siga adjudicándoles las interventorías a los familiares de los contratistas, los ciudadanos seguiremos sorprendiéndonos de cosas como estas:

La construcción del Plan Maestro de Acueducto y Alcantarillado de Vélez, adjudicado a la Unión Temporal Plan Maestro 2015, representada por Raúl Alfonso Cardozo, recibió un anticipo de $10.833.444.319, para iniciar la consabida obra, dinero más que suficiente para que los contratistas no tuvieran problema alguno. Sin embargo, sí lo tuvieron, y en razón de ello se les declaró un incumplimiento parcial que terminó destrozando las finanzas de esa Unión Temporal.

Lo curioso de todo esto no es que fallaran en la ejecución de la obra, lo verdaderamente asombroso es que al analizar rigurosamente los gastos del plan de inversiones, hay $2.000 millones desaparecidos. Sobre esos dineros alguien tendrá que hablar, si es que la Fiscalía decide cumplir con su labor haciéndole una trazabilidad a los gastos de este contrato.

No se si el exgerente de la ESP y hoy representante a la Cámara Edwin Ballesteros o el exgobernador Richard Aguilar nos tengan algo que contar, pero de lo que sí estoy seguro es que ese faltante necesita una seria explicación. ¿Quién los desapareció? ¿Quién los recibió? ¿Quién los cubrió? Preguntas que en algún momento se resolverán con una respuesta, de la misma forma que alguien deberá explicarnos a quien le hace el juego la empresa Ingecol S.A., participando con el 1% dentro de los procesos de contratación con la Esant en los municipios de Landázuri, Curití, Guavatá, Vélez y Chipatá. Todo esto es una leve brizna frente al vendaval que podrían generar empresas como Construmarca, Construingeniería de Colombia, Cimentar, Acoinco, o Julián Andrés Serrano, Édgar Gómez Roncancio y Laura Patricia Díaz Díaz.

Por ahora seguiré en la tarea mientras el procurador Fernando Carrillo Flórez se pasea por Colombia. Adenda: senador Roy Barreras, Floridablanca espera ver en usted a un demócrata, no a un dictador. Próxima Columna: Los amigos de la Gobernación de Santander.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad