viernes 03 de noviembre de 2023 - 12:00 AM

Óscar Rey Vesga

A los alcaldes electos del Área Metropolitana

Image
Columna de
Óscar Rey Vesga

En Bucaramanga y su área, los mandatarios electos tienen una oportunidad “única” de alinearse con la nueva visión nacional de Calidad, Equidad e Inclusión: Aprovechando los resultados y las mejores prácticas de muchos colegios privados, se podría impulsar significativamente la calidad de nuestra educación pública.

Una sinergia entre los sectores público y privado, inspirada en la dirección propuesta por el presidente Petro, inclusive la de dos años de universidad antes de graduarse, no solo fortalecerá la educación en Bucaramanga, sino que también servirá como un modelo inspirador para otras regiones del país, lejos de ser pobres favores o visión política. Planteo esta propuesta como un pequeño aporte a la “Receta para el Desarrollo Sostenible” lanzada por Prosantander en donde invitemos a formar alianzas con los colegios privados destacados en nuestra región. Aprovechemos su experiencia, metodologías y recursos para enriquecer y fortalecer la educación pública. Dejo en estas cortas líneas cuatro estrategias que podrían ser fácilmente ejecutadas, no sin antes decir que mucho de esto se puede hacer sin recursos económicos solo con voluntad política y social.

Primero: Reconocer y Dignificar la labor docente, si desde lo económico es inviable, la transferencia de prácticas pedagógicas, comunicativas y tecnológicas, a través de formación y capacitación a nuestros docentes públicos, son base fundamental de la educación de calidad. Segundo: Modelos de inclusión y diversidad. Las instituciones privadas han aprendido, en gran medida con modelos internacionales, sobre generar espacios seguros, inclusivos y respetuosos en donde sin discursos políticos se reconoce y valora los saberes y particularidades de sus estudiantes, cultura y hasta etnia. Tercero: Fomentar una educación participativa. Cientos de espacios, foros y talleres generan las instituciones privadas para acompañar desde estudiantes y padres de familia hasta cuidadores. Acompañemos especialmente a los territorios más aislados y vulnerables. Cuarto: Infraestructura y recursos tecnológicos. Compartir o hacer inversiones conjuntas que se acerquen a los recursos envidiables de algunos colegios.

Invito a empresarios a usar modelos como Obras por Impuestos para estos fines. Otras herramientas, orgullosamente del sector privado, como el Observatorio para la Gestión Educativa desde Empresarios por la Educación están también al servicio del sector publico.

Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad