viernes 02 de septiembre de 2022 - 12:00 AM

¡Hay talento santandereano, y mucho!

Image
Columna de
Óscar Rey Vesga

Cuando se habla de innovación, robótica e Internet de las Cosas, nos obligamos a pensar en Estados Unidos, Europa y por supuesto Asia. Pero la realidad es que en Colombia tenemos talento para esto y mucho. Un ejemplo de esta capacidad para innovar es Carlos Escalante, amigo de infancia, que no solo tiene un sinnúmero de premios por sus innovadores diseños, sino que ya abrió oficinas en Japón, en donde las posibilidades hasta ahora empiezan.

Human Bionics es una compañía que se dedica a productos IoT para las industrias de la salud y recientemente a la agroindustria. Es la compañía en Colombia de este amigo, diseñador industrial, que trabajó en proyectos para IMC toys, Fiat, BMW y hasta Rolls Royce, por solo nombrar algunos. La idea nació debido a que su abuelo paterno sufría de Parkinson, y aunque su abuelo no pudo ver ni gozar su primer diseño, logró crear unas gafas que, usando sonidos, brinda mejor calidad de vida a quienes padecen esta enfermedad. Esta idea le permitió viajar a Japón, donde mostró su innovación y cautivó el interés de los nipones, que con su cultura de innovación no dudaron en ofrecerle trabajo. Así se abrió camino en el país asiático.

Gracias a la pandemia, le pidieron una solución para sus trabajos en cuidado de los árboles, con un robot que permitiese al arborista pasar por el aire de un árbol al otro. De esta forma, se busca un trabajo no solo más eficiente sino más seguro para el trabajador. Este producto aún no sale al mercado. Ahora trabaja junto a su equipo en otra innovación, una especie de ascensor humano, que le permite a este trabajador escalar sin necesidad de usar todos los elementos individuales que hoy se requieren.

Carlos sueña con que en Colombia se dieran premios similares al que, por ejemplo, ganó en Okinawa con sus gafas: USD80.000, una oficina allá y tres empleados pagos por un año. Gracias a esto, pudo consolidar su presencia en Japón y espera seguir abriéndose camino. Y este camino se ha recorrido todo con talento santandereano; sin su equipo nada de esto hubiese sido posible.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad