jueves 07 de octubre de 2021 - 12:00 AM

Cualesquiera “papers”

En Colombia, salvo algunos casos relacionados con evasión tributaria y falsedad en declaraciones de impuestos, contar con activos en el extranjero no es delito, así la horda de tuiteros lo pida.
Escuchar este artículo

Hace un par de días el mundo entero se escandalizó por la investigación que cientos de periodistas hicieron, y a través de la cual se descubrió que miles de personas han constituido sociedades denominadas “offshore”, que no son otra cosa que empresas que están registradas fuera del lugar donde sus propietarios tienen su domicilio tributario. Hoy se denominan “Pandora Papers”; antes fueron los “Panamá Papers”. Por lo general, esta figura se usa para proteger los activos y la confidencialidad de los mismos, en lugares donde el secreto a la información es estricto y hace parte de una política de Estado.

En Colombia, al igual que en el mundo entero, los comportamientos delictivos deben estar previamente establecidos en una ley, a la que denominamos Código Penal. Esto es lo que los expertos llaman “principio de legalidad”, lo cual se constituye en una garantía de debido proceso para los ciudadanos. Salvo algunas infortunadas excepciones, las altas cortes han reconocido que este principio va de la mano con el de la dignidad humana y por lo tanto es imposible desconocerle. Esto es lo que ha permitido que, incluso en medio de algunas dictaduras, los mandatarios de turno no puedan echar mano del poder con que cuentan y creen delitos para lograr sus propósitos.

Así muchos lo quieran, los comportamientos antiéticos o inmorales, no pueden considerarse delitos. La razón: si así fuera, cada quien podría imponer su propia visión de lo que estima como “correcto” por encima de los demás; seguro a algunos les suena esta idea, olvidando que pasar de acusador a acusado es muy fácil, y más en una sociedad politizada como la nuestra. Lo que hoy se denomina como “Pandora Papers” es un ejemplo. Decenas de personalidades están hoy día dando explicaciones a diestra y siniestra, como si estuvieran obligados.

En Colombia, salvo algunos casos relacionados con evasión tributaria y falsedad en declaraciones de impuestos, contar con activos en el extranjero no es delito, así la horda de tuiteros lo pida. Es más, la ley en este caso es tan flexible, que la omisión de declaración de tales dineros sólo acarrea sanciones administrativas. Muchas veces es más el titular que el contenido; los “cualesquiera papers” son un ejemplo de ello.

RODRIGO J. PARADA
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete

Etiquetas

Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad