sábado 04 de febrero de 2023 - 12:00 AM

Samuel Chalela

Mirar distinto

Image
Columna de
Samuel Chalela

Raros, freaks, anormales y algunas otras etiquetas más en el descenso por la escala cruel del lenguaje. Así se hablaba de lo diferente; ahora hay más tacto, pero, como es usual, se evita la reflexión. En las profundidades de ese impulso a llevar la mirada hacia otro lugar y a descalificar lo distinto, están escondidas emociones complicadas: miedo, vergüenza, asco, odio. Sin embargo, lo que no se quiere ver no deja por ello de ser y de estar.

Diane Arbus (1923-1971), una de las fotógrafas más importantes del siglo XX, nos tiró a la cara la aplastante realidad de lo que no miramos, la belleza que trasluce detrás de lo que evitamos ver; capturado así espontáneamente por Arbus. Esta neoyorkina acomodada salió a retratar a los distintos. De la exhibición Diane Arbus – “En el principio” que organizó el Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires en 2017, conservo algunas imágenes y resalto aquí “Patriota joven con bandera” (1967), “Makrina, enana rusa en su cocina” (1959), “El gigante judío con sus padres” (1970), y “Jubilado y su esposa en nudismo” (1963) -ojéenlas en Google-. Retrató la discapacidad, los déficits o excesos hormonales; y también a los que simplemente están fuera del carril central, los diferentes, y lo hizo estirando el cuello por encima del tumultuoso desdén social.

Captó, en fin, la gente de entre semana, porque no siempre es fresco domingo. Y es que las imágenes de Arbus tienen tufillo a descarnado lunes, saturan el pecho con realidades de las que huimos. Pero, luego al observarlas sin juicios, va quedando en la mente ese susurro celebrativo de viernes en la tarde: “lo hicimos, con todo, y gracias a todos, sobrevivimos”. Y sí, somos todos de esta especie, somos humanos. Los entendidos en factura técnica artística, ven otras virtudes en su lente; yo me quedo con eso que se me tatuó allí atrás de la cornea.

Arbus propicia una mirada más cercana a la belleza en estado puro, no deliberante, libre de constructos culturales o moldes oculares. Eso, si nos atrevemos a mirar distinto. En un documental de 1972 habla su hija Dood (disponible en Youtube) y revela que Arbus decía que los distintos eran la aristocracia, porque ellos traen el coraje desde la cuna, como el linaje, mientras los demás lo adquieren tarde con los tropiezos de la vida.

Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad