sábado 11 de diciembre de 2021 - 12:00 AM

Cero tolerancia con la violencia y nuestra solidaridad con las víctimas

Y es por todos los colaboradores que hoy expreso a nombre de la junta directiva y del equipo directivo FCV que no toleraremos abusos como los denunciados.
Image
Columna de
Victor Castillo

La vida es un camino lleno de contrastes. Hace una semana compartía con ustedes en este espacio la alegría por los resultados obtenidos en el ranking latinoamericano de mejores clínicas y hospitales. Hoy escribo para rechazar tajantemente los actos de violencia que afectan la dignidad humana, después de la gravísima denuncia pública interpuesta por una médica de la FCV por maltrato físico y emocional contra el Dr. Antonio Figueredo Moreno, también miembro de nuestra institución, por hechos ocurridos fuera del ámbito laboral.

Rechazamos con vehemencia y lamentamos esta grave situación, sobre la cual esperamos que la justicia actúe con prontitud para esclarecer los hechos y aplicar la pena correspondiente en caso de ser declarado culpable. Inmediatamente fui informado de lo sucedido por el mismo padre de la víctima, desencadenamos los procesos internos correspondientes para el manejo de este tipo de situaciones.

Siendo el denunciado empleado de la FCV, se han tomado las decisiones pertinentes y necesarias respetando el debido proceso tanto en la justicia penal como el laboral interno. Se procedió a retirarlo de todas las responsabilidades directivas y a separarlo de sus actividades como médico mientras las investigaciones avanzan y disponemos de elementos jurídicos para definir su situación laboral.

Algunos mensajes en redes sociales han exigido el despido inmediato e incluso otros más graves piden acabar con su integridad física. A todos ellos les manifiesto que el respeto por el ser humano y el debido proceso debe ser una constante.

Somos conscientes de que esta situación ha ocasionado un grave daño a la víctima y su familia, quienes son los que más han sufrido por tan graves y execrables hechos. Pero adicionalmente, ha causado daño a la institución y cada uno de nuestros compañeros de trabajo. Hoy en el ecosistema FCV somos 1.400 hombres y 3.600 mujeres, comprometidos con la misión de ayudar. El 90 % de nuestros cargos directivos está ocupado por mujeres, que han guiado de forma exitosa los pasos de la organización.

A todas esas 5.000 personas les agradezco su profesionalismo y entrega por brindar salud y bienestar a quienes lo han necesitado. Es todo este grupo humano el que ha ubicado a este hospital y a Santander como un referente médico en Latinoamérica. Y es por todos los colaboradores que hoy expreso a nombre de la junta directiva y del equipo directivo FCV que no toleraremos abusos como los denunciados. Nuestro slogan ‘Cuidamos Vidas’ se ha convertido en nuestro credo, y nuestro compromiso es fortalecer todos los protocolos para prevenir el maltrato físico, psicológico y laboral.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad