sábado 13 de noviembre de 2021 - 12:00 AM

Reflexiones para una elección

xxx
Escuchar este artículo
Image
Columna de
Victor Castillo

La reciente encuesta de Cifras y Conceptos, que ya va en la edición número 13, consultó a 1.544 líderes del país y dejó valiosas conclusiones que sirven para que los candidatos a la Presidencia y las diferentes corporaciones públicas se sintonicen con los problemas de los colombianos.

Urge encontrar soluciones para la desigualdad y la corrupción, ejes que fueron elegidos por los consultados como prioritarios, con el 35% y el 23% de las opiniones. También aparecieron entre los principales desafíos los temas de salud, educación y generación de empleo para luchar contra la pobreza.

Las elecciones para Presidencia y Congreso del próximo año se realizarán en plena etapa de pospandemia, cuando aún no conocemos toda la magnitud de los estragos causados por este virus en Colombia y el mundo. Con el tiempo sabremos el impacto real en la salud y las posibles consecuencias como secuelas cardiacas, neurológicas y del sistema respiratorio.

Toda esta situación ha profundizado la desigualdad y ha incrementado la pobreza. Algunos hablan de un retroceso de al menos dos décadas en logros obtenidos en materia social, pero aún no tenemos las dimensiones completas de lo que ocurre.

Ante este panorama, se requiere de mucha inteligencia para escoger al mejor líder con la capacidad de llevar a Colombia no solo a la recuperación de su economía sino a encontrar las soluciones que el país lleva pidiendo hace tiempo. Las respuestas no se darán de la noche a la mañana y seguramente se necesitará que los próximos periodos presidenciales compartan un mismo propósito.

Colombia necesita una renovación política, en la que los nuevos dignatarios brillen por su transparencia y compromiso real. Protagonismos individuales no son útiles, como tampoco las propuestas populistas que pueden empeorar la situación actual.

Hoy se tiene una gran deuda con las siguientes generaciones de brindarles un mejor lugar para vivir con muchas oportunidades. Es vital reenfocar los subsidios orientados a promover el empleo. Con una base instalada de cerca de 500.000 empresas registradas en las Cámaras de Comercio, si cada una de estas compañías generara en promedio dos empleos para jóvenes menores de 30 años, se podría dinamizar la economía. Para eso serían buenas propuestas como el subsidio del 50% de la nómina por parte del Estado y una amnistía por lo menos de dos años de parafiscalidad.

Se requiere también incentivar nuevos emprendimientos, facilitando el capital semilla con intereses menores al 5 %, con garantías del Gobierno y toda una plataforma que los facilite y promueva.

El otro gran problema de Colombia, el de la corrupción, hay que atacarlo triplicando las penas para quienes desfalquen al Estado y eliminando los beneficios existentes como casa por cárcel. Todos los esfuerzos para desterrar los carteles que timan a los colombianos son bienvenidos. Ojalá que el clamor de todos sea escuchado en las próximas elecciones.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad