jueves 06 de mayo de 2021 - 12:00 AM

Los muertos invisibles del Paro

...con urgencia que haya un corredor humanitario para el tránsito del transporte de oxígeno, así como de medicamentos esenciales para evitar la muerte de muchos pacientes en las regiones.
Escuchar este artículo
Image
Columna de
Víctor Solano

Todos los días vemos en los medios, las imágenes de los enfrentamientos entre la fuerza pública y los vándalos que se camuflan entre los manifestantes pacíficos del Paro Nacional. Tristemente hasta la hora del cierre de esta columna, el país contabilizaba ya 19 fallecidos, 13 de ellos por armas de fuego. Pero mientras tanto y sin los reflectores de los medios, otras muertes se dan de manera invisible y silenciosa.

Al pueblo, que presuntamente es representado por los organizadores del Paro Nacional, lo veo sufriendo. Soy testigo del drama del desabastecimiento no sólo de supermercados, sino de muchos humildes negocios de tiendas de pueblos y con ello, la ruina y hambre para esas familias y para sus clientes vecinos. Eso sin contar los saqueos.

Hoy, ese romantizado concepto de Pueblo, especialmente en las provincias, pero no únicamente, está necesitando con urgencia que haya un corredor humanitario para el tránsito del transporte de oxígeno, así como de medicamentos esenciales para evitar la muerte de muchos pacientes en las regiones. Las UCI de Socorro y San Gil están al tope atendiendo pacientes de Covid de 34 municipios y algunos del norte de Boyacá.

Pero adicionalmente, y aunque muchos podrían verlo como algo intrascendente, miles de pequeños productores campesinos están viendo cómo empiezan a morir sus animales porque no llegan los insumos para alimentarlos. Solo en Socorro se ordeñan diariamente cerca de 10.000 litros de leche de alta calidad al sumar la producción de muchos pequeños hatos; es un producto con una vida útil que resulta muy corta ¿Cómo sacar esa leche si las vías permanecen bloqueadas?

No estoy en contra de los deseos de negociación con el Gobierno (que algunos pocos organizadores aún podrían tener), pero mientras tanto consideren el corredor humanitario para productos esenciales. Las provincias en toda Colombia sufren de una manera mucho más dramática los efectos del Paro.

Hay otras muertes que no registran los medios, que no se dan en las violencias conocidas y transmitidas por la televisión y las redes sociales pero están ocurriendo en muchos pueblos de Colombia. Hasta las guerras tienen corredores humanitarios mientras se vence o se negocia.

Autor
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Otras columnas
Publicidad
Publicidad
Publicidad