viernes 03 de abril de 2020 - 12:00 AM

Buenas acciones son buenas noticias

Así como los centros de educación superior están trabajando desinteresadamente, clínicas y profesionales de distintas especialidades y oficios avanzan sin descanso para proveer de máscaras, batas, tapabocas, guantes y todo lo que compone el equipo básico de protección personal de los médicos.
Escuchar este artículo

Es altamente meritorio el trabajo que vienen desarrollando ldiferentes universidades de la región, con el objetivo de fabricar, al menor costo posible, ventiladores mecánicos para suplir la alta necesidad que se tiene en el departamento, si se considera que el ritmo normal de la pandemia creará un aumento significativo de los casos de contagios y, por lo tanto, demanda de estos equipos. El apoyo que esto puede representar, tanto para el grupo de médicos, como para los pacientes, es literalmente de vital importancia, pues su disponibilidad significa, sin duda, un mayor número de vidas salvadas.

Las universidades están trabajando con sus propios recursos en el desarrollo de estos primeros equipos, cuya producción en alto número dependerá luego de la solidaridad de personas y empresas que costeen su fabricación, todo esto en corto tiempo por cuanto, en caso de acelerarse la curva de contagios en las próximas semanas, que es lo previsible, la demanda muy rápidamente desbordará la existencia de estos aparatos y este se convertirá en uno de los factores principales del aumento de la mortalidad, como ha ocurrido ya en decenas de países.

Por esto, es de la mayor importancia el trabajo de las universidades santandereanas en varios campos científicos, tratando de anticipar situaciones y hacer más exitoso el enfrentamiento de esta comunidad al coronavirus. Y así como estos centros de educación superior están trabajando denodada y desinteresadamente, clínicas y profesionales de distintas especialidades y oficios trabajan sin descanso para, por ejemplo, proveer de máscaras, batas, tapabocas, guantes y todo lo que compone el equipo básico de protección personal de los médicos, que serán el elemento humano determinante en la crisis que vivimos.

Desde hace muchos años Santander ha demostrado una altísima capacidad y preparación en el campo de la salud. Sus instituciones han ganado merecidamente el reconocimiento mundial en varios campos de la medicina y por eso esperamos de ellos lo mejor en el tratamiento de esta pandemia. Pero, tenemos también que darles un respaldo efectivo para que puedan cumplir su labor con la seguridad suficiente para que les permita mantenerse sin contagio y que ellos, que son la primera línea frente al virus, no sean también los que más lo sufran. Por eso estas buenas acciones que hacen hoy universidades, gremios, sector público y ciudadanía en favor de médicos y pacientes son las buenas noticias que divulgaremos en los difíciles días que nos esperan.

editorial
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por

Etiquetas

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad