miércoles 19 de junio de 2019 - 12:00 AM

Fútbol y corrupción

Estos episodios deben servir para de nuevo pedir transparencia en el fútbol. Este deporte es un motor del país, no solo en unir entorno a la emoción de un partido, sino en los millones que giran a su alrededor.
Escuchar este artículo

El mundo deportivo no sale de su asombro, tras la noticia de que el astro del fútbol francés Michel Platini fue detenido, en el marco de una investigación por presunta corrupción en la selección de Catar como sede del Mundial de Fútbol 2022.

El exjugador de la selección de Francia, quien se desempeñó como presidente de la UEFA entre 2007 y 2015, fue detenido junto a la exconsejera de Deportes del gobierno de Nicolas Sarkozy, Sophie Dion, en el marco de la investigación que inició en 2016, cuando crecieron las sospechas de presunta corrupción en la Federación Internacional de Fútbol (FIFA) en la designación de Rusia y Catar como sedes de los mundiales de 2018 y 2022, respectivamente. En octubre de 2015, el expresidente de la FIFA, Joseph Blatter, acusó a Francia de intervenir y recibir dineros para las elecciones de estas dos sedes de la Copa Mundo. Como consecuencia de estos hechos, Blatter fue suspendido seis años por la FIFA de toda actividad ligada al fútbol, por un pago de 1,8 millones de euros a su amigo Michel Platini, quien también fue suspendido por cuatro años.

Platini también confesó que favoreció a Francia en los sorteos de la Copa del Mundo de 1998.

Este entramado de corrupción ha dejado al descubierto cómo el fútbol, mucho más allá del sano entretenimiento de un deporte que mueve emociones a lo largo y ancho del mundo, se convirtió en un negocio manejado con intereses corruptos y millonarios, que se mueven por debajo de la mesa a todos los niveles.

Son muchas las dudas que surgen frente a estas investigaciones, entre ellas ¿cuál fue el papel de los delegados latinoamericanos en todo este entramado de corrupción? y en Colombia, ¿ha sido manejado el fútbol de forma transparente?

El escándalo de la FIFA debe servir para que la lupa de la sociedad y de las autoridades se ponga también en los torneos regionales y locales.

Hace un par de años, ante las denuncias de supuestos pagos de coimas para arreglar partidos y de supuestos pagos de los jugadores a los técnicos para que fueran titulares, se prometió una exhaustiva investigación para garantizar la transparencia en el manejo del fútbol colombiano. Sin embargo, a hoy todo se ha quedado en simples anuncios.

Estos episodios deben servir para de nuevo pedir transparencia en el fútbol. Este deporte es un motor del país, no solo en materia de unir entorno a la emoción de un partido, sino en los millones que giran a su alrededor.

editorial
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad