jueves 14 de enero de 2010 - 10:00 AM

Habeas nada

Habeas Data, que traducido literalmente del latín al español significa 'usted tiene el dato', en este país parece tener una acepción diferente.

Acá, tanto para el gobierno como para el sector financiero y las centrales de riesgo, el término más apropiado para describir lo que han hecho estas entidades por más de 800 mil colombianos, sería ‘habeas nada’.

Sí, porque a pesar de lo que dice la ley, cientos de miles de ciudadanos no han podido limpiar su historia crediticia a pesar de haberse puesto al día en sus deudas, por simple y pura negligencia. O en otras palabras, porque el Gobierno no ha hecho nada al respecto.

La tardanza del Ejecutivo en reglamentar la ley de Habeas Data, les ha hecho imposible lograr que sean borrados como deudores morosos, lo cual, no es necesario enfatizar, acarrea problemas de toda índole.

Problemas de toda índole que son ignorados por el Estado, tal vez por encontrarse absorto en la consecución de otras metas, sobre todo políticas que, como puede verse, mantienen las soluciones al resto de los temas que afectan a la población, prácticamente paralizadas.

Las complicaciones, sin embargo, van más allá de lo que suele considerarse.

Es que además de someter a una injusticia a miles de personas que con seguridad han hecho sacrificios para ponerse al día en sus cuentas, la permanencia en las bases de datos de riesgo y su consecuente aislamiento crediticio, le hacen mucho daño a la economía del país.

De hecho, no es necesario ser un experto en la materia para saber que mientras más personas, en este caso cerca de 800 mil, cuya capacidad de pago se ha recuperado, continúen financieramente bloqueadas, su consumo y capacidad de compra correrán igual suerte.

Se trata, en pocas palabras, de una reducción del mercado nacional por cuenta de la negligencia gubernamental que debería cumplir con lo que tanto ha pregonado. Es decir, con estimular la economía y de paso, cumplir con su obligación para que cientos de miles de colombianos sean borrados de las centrales de riesgo, como la ley lo dispone.

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad