viernes 05 de agosto de 2022 - 12:00 AM

Regular comienzo de la bancada santandereana en el congreso

Son varios los congresistas santandereanos que, por las señales que muestran, solamente pretenden ocupar las curules y devengar los jugosos salarios del Estado, mientras, también con cargo al dinero público, mantienen aceitada la maquinaria electoral que los sostiene a ellos y a sus jefes

Cuando más esperábamos de los congresistas santandereanos, precisamente por encontrarnos a las puertas de un gobierno que representa la primera experiencia de izquierda al comando del Estado colombiano, lo que puede constituirse en una oportunidad sin antecedente para la región, nos encontramos con señales de opacidad en la conducta de varios de ellos.

Cuando esperábamos encontrarnos con unos legisladores que se pusieran a tono con los nuevos vientos políticos, que consolidaran un frente unido, ojalá para temas cruciales, junto con la bancada nortesantandereana; cuando esperábamos que se renovaran las costumbres, atendiendo al mandato popular del 13 de marzo que eligió un congreso con renovación del 61% de sus miembros, todo indica que fueron vanas esas esperanzas, pues lo que encontró y denunció Vanguardia esta semana es la prevalencia del criterio clientelista en la conformación de las Unidades de Trabajo Legislativo, UTL, de varios de nuestros coterráneos en Senado y Cámara.

Esas UTL, que deberían estar conformadas por expertos en temas de primera importancia para el gobierno entrante, como el tributario, el ambiental, el judicial, el de la paz, el de infraestructura, el fronterizo, entre otros, están conformadas realmente por amigos a los que se les paga de esta manera algún favor de campaña, o familiares de quienes apadrinaron, sobre o bajo la mesa, las candidaturas de estos legisladores.

Son varios los congresistas santandereanos que, por las señales que muestran, solamente pretenden ocupar las curules y devengar los jugosos salarios del Estado, mientras, también con cargo al dinero público, mantienen aceitada la maquinaria electoral que los sostiene a ellos y a sus jefes. Por eso, seguiremos atentos al trabajo no solo de los legisladores, sino de cada uno de los miembros de sus UTL. Lo que vayan a hacer o lo que dejen de hacer en favor del departamento, como les corresponde a los representantes a la Cámara, pero también lo que aporten los senadores a la región, lo expondremos sin ambages, con el propósito de que cada vez que se acuda a las urnas para definir cualquier cargo de elección popular, los electores sepan por quién o por quiénes están votando en realidad.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete

Etiquetas

Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad