jueves 22 de enero de 2009 - 10:00 AM

Un discurso muy comentado

El discurso de posesión pronunciado por Barack Obama en las escalinatas del Capitolio en Washington es, probablemente, la alocución presidencial más difundida de los últimos decenios, fundamentalmente por la capacidad de convocatoria que tiene el nuevo mandatario de E.U. y el desarrollo de las comunicaciones.

Estaciones de televisión, radiodifusoras, versiones de su texto dándole vueltas al mundo a través de Internet y su texto publicado por periódicos de los cinco continentes, no tiene precedentes.

La consecuencia de tanta atención, expectativa y difusión de dicha intervención, ha sido la proliferación de comentarios y análisis críticos de él.
La nota predominante de los análisis hechos es que cada comentarista le ha dado una lectura distinta a su contenido y lo ha interpretado de acuerdo a sus propias conveniencias políticas, económicas, sociales, religiosas y étnicas.

El discurso de Barack Obama tiene un estilo y un desarrollo muy distinto al usado por los presidentes colombianos al tomar posesión, pues nuestros mandatarios acostumbran a hacer una larga lista de propósitos de políticas públicas y  administrativas que convierten tales textos en  'pesados ladrillos'.

Obama, cuya lúcida retórica y grandes dotes oratorias son reconocidas, comunicó ideas, propósitos y delineó el perfil de su propuesta de gobierno sin darle latigazos a nadie ni agredir enemigos, sin demeritar a contrarios ni sobreestimar su papel.

Algo quedó claro: la política exterior de E.U. será muy distinta en patrones y métodos a la que había. Es decir, la política de guerra preventiva, de confrontación, el eje del mal, de guerra a dentelladas contra el terrorismo, las relaciones bilaterales y política unipolar, pertenecen al pasado y hacia adelante hay nuevos cometidos y propósitos así se enfrente a 'una red de gran alcance y odio' pues pesará mucho la defensa y protección de los derechos humanos. '…Rechazamos como falsa la elección entre nuestra seguridad y nuestros ideales… en materia de política de Defensa', dijo, resumiéndolo todo.

Resalta también la importancia que tendrá la lucha contra el calentamiento global, el desarrollo de tecnologías y energías 'limpias' y la defensa de la ecología. En ese frente jugará un papel cardinal el pensamiento de Al Gore, el más destacado publicista de la ecología en Norteamérica.

Otro cometido sustancial es el de imponer controles y vigilancia a la economía y al mercado para que de la prosperidad no se aprovechen '…solo unos pocos...'.

El discurso es mucho más histórico de lo que afirman algunos comentaristas, no fue grandilocuente y solo el paso del tiempo señalará la dimensión real de su continente y contenido pues fue hondo, inteligente y delineó grandes metas al tiempo que no se enredó en pequeñeces, aquellas que fascinan a quienes viven de 'comer' prójimos.        

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad