Miércoles 26 de Septiembre de 2018 - 12:01 AM

Escuelas rurales de Bucaramanga estarían en riesgo por agua contaminada

De acuerdo con el concejal Jorge Flórez, muestras de laboratorio confirman el riesgo de contaminación del agua que llega a algunas instituciones académicas rurales de Bucaramanga.
Archivo/ VANGUARDIA LIBERAL
En promedio 300 estudiantes hacen parte de cada institución educativa que, de acuerdo con el concejal Jorge Flórez, podrían estar en riesgo de intoxicación por consumir agua no apta.
(Foto: Archivo/ VANGUARDIA LIBERAL)

Por lo menos 10 escuelas rurales de Bucaramanga están expuestas al consumo de agua contaminada, lo que representa un gran riesgo de salud para los estudiantes y docentes.

Así lo denunció el concejal del Polo Democrático Jorge Flórez, quien afirma que según los resultados del Laboratorio de Salud Departamental, el agua contiene un alto grado de contaminación, provocado por la bacteria Ecoli.

“La muestra se tomó en diferentes sedes de colegios rurales como La Malaña, Bosconia, Vijagual, entre otras, en donde se encontró presencia de coli y coliformes, lo que hace que el agua de estos lugares no sea potable”, precisó Flórez.

Lea también: Así venden drogas en los colegios de Bucaramanga

Ante la denuncia, Vanguardia Liberal habló con las autoridades involucradas para conocer que se está haciendo al respecto.

De acuerdo con el ingeniero Andrés Sarmiento Sierra, subsecretario de Ambiente, aunque sí es cierto que en algunas muestras se han encontrado algunos niveles de contaminación de microorganismos, no hay señales de alarma por contaminación o intoxicación.

“La Secretaría de Salud y Ambiente, a través del programa Agua es la encargada de regular el agua de consumo humano y de uso recreativo para la zona urbana y rural. Podemos confirmar que el líquido de consumo urbano no tiene ningún riesgo y la calidad es óptima para el consumo. No obstante, en la zona rural no existen métodos de tratamiento especializados, por lo tanto el abastecimiento es a través de acueductos veredales, los cuales captan el agua de las fuentes naturales y realizan un tratamiento primario, que no es el más óptimo”, informó el funcionario.

El funcionario señaló que junto con la Secretaría de Educación se están realizando actividades de intervención, para confirmar que la salud de la población, en especial la infantil, no esté en riesgo.

“En donde se han identificado factores de riesgo estamos impartiendo educación sanitaria, aplicando métodos convencionales recomendados por el Ministerio de Protección Social. Entendemos que el más mínimo riesgo genera alerta, pero a la fecha no hemos recibido casos por problemas intestinales o similares por el consumo del agua o de alimentos que reciben los estudiantes a través del Programa de Alimentación Escolar, PAE”, afirmó.

Le puede interesar: Conozca algunos de los cambios del PAE para el 2019

¿Qué dice la Alcaldía?

Al respecto, Ana Leonor Rueda, secretaria de Educación de Bucaramanga, afirmó: “las escuelas deben cumplir con ciertas medidas de prevención y mitigación de riesgo, como el lavado periódico de los tanques de almacenamiento del líquido, así como la disponibilidad de agua potable para el consumo, que incluye la preparación de los alimentos PAE siguiendo los protocolos de buenas prácticas de limpieza”.

Y aseguró: “a la fecha tampoco hemos recibido reporte de intoxicación alimentaria en lo corrido del año, por lo que no hay por qué generar alarma de intoxicación”.

Sin embargo, dijo la funcionaria que junto con la Secretaría de Infraestructura, se están revisando inversiones importantes, para mejorar los acueductos veredales, con lo cual se busca minimizar dichos riesgos de posible incidencia en la población escolar.

¿QUÉ SABE LA CDMB?

Juan Manuel Pinzón, asesor técnico de la dirección de la Corporación de la Meseta de Bucaramanga, CDMB, afirma que la Coporación no ha recibido solicitudes de parte de la Alcaldía para realizar acompañamiento y controles de las fuentes de abastecimiento de agua.

“De acuerdo con la Secretaría de Salud, se han encontrado algunos valores por fuera de la norma en las fuentes que abastecen el líquido a las escuelas, información que debe atender la Secretaria Departamental de Agua, ente encargado de autorizar el funcionamiento de dichas fuentes”, dijo el funcionario.

Y añadió: “es preciso realizar visitas y muestreos para confirmar si el agua es o no potable. De encontrar irregularidades, se tendrían que definir nuevos puntos de captación y realizar visitas periódicas para tener la seguridad de contar con líquido de calidad”, anotó.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad