jueves 23 de mayo de 2019 - 12:00 AM

Acueducto desmintió que agua potable tenga materia fecal

Ambientalistas aseguraron que estudio hecho por la Unión Temporal OCH indica que en el agua potable que consumen los barranqueños y en el agua cruda de la fuente de abastecimiento del acueducto hay presencia de E. Coli.

Un verdadero mano a mano, una intensa ‘guerra de argumentos’, libraron ayer las organizaciones ambientalistas y la empresa Aguas de Barrancabermeja, tras la denuncia que emitió el representante de la Corporación Regional Yariguíes, Grupos de Estudios Extractivos y Ambientales del Magdalena Medio, y de los Guardianes del Agua, Óscar Sampayo, relacionada con la supuesta presencia de materia fecal en el agua potable que es suministrada por el acueducto a los barranqueños, y en el agua cruda de la ciénaga San Silvestre, fuente de abastecimiento del acueducto.

De inmediato la empresa Aguas de Barrancabermeja contestó a la grave denuncia, que el ambientalista asegura está basada en el estudio de caracterización fisicoquímica, microbiológica e hidrobiológica en cuerpos de agua superficiales asociados a la ciénaga San Silvestre elaborado por la Unión Temporal OCH en el mes de junio de 2018.

“Estamos de acuerdo con el estudio, cuando dice que la fuente de abastecimiento (del acueducto) no es apta para el consumo humano, pero precisamente esa es la función de la empresa Aguas de Barrancabermeja, hacer la transformación de un agua que no es apta, hacerla potable dentro de unos parámetros establecidos en la normatividad. Tengo entendido que el estudio solo habla de la fuente de abastecimiento con Escherichia Coli, (E. Coli), no del agua que transforma la empresa”, replicó el jefe de la unidad de proyectos especializados de la empresa Aguas de Barrancabermeja, Gustavo Calderón.

El líder de los ambientalistas manifestó que “en el informe hallamos que se advierte que en los 19 puntos donde se aplicó el estudio, en 14 de ellos se encontró E. Coli, y puntos como la bocatoma del acueducto y Fertilizantes Colombianos, los coliformes también están por encima de los niveles permitidos por el Decreto 1076 de 2015. Eso quiere decir que nosotros los barranqueños estamos tomando agua con materia fecal, lo que ratifica la investigación abierta por la Superintendencia de Servicios Públicos en el mes de septiembre de 2018, donde evidencia que el agua supuestamente potable también contenía E. Coli en niveles que superan el Índice de Riesgo de la Calidad del Agua Potable, IRCA”.

Agua apta
Gustavo Calderón, funcionario del acueducto, reconoció que la fuente de abastecimiento está contaminada, “porque se han construido viviendas alrededor de la fuente, que vierten aguas residuales y sanitarias. Es normal encontrar en la ciénaga San Silvestre, como en otras fuentes de abastecimiento en Colombia, E. Coli”. Sin embargo, aseguró que la empresa recoge estas aguas, y a través de un proceso de transformación las potabiliza, bajo parámetros establecidos por la ley.
VOCES DE LA COMUNIDAD
Luis Alberto González,
Guardián de la ciénaga:
“Radicamos denuncias en la Secretaría de Medio Ambiente, CAS, Procuraduría, Contraloría y Gobernación”.
Giorgy Vides,
Movimiento humanista:
“Los resultados son alarmantes, estamos preocupados, pero dispuestos a visibilizar la problemática”.
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad