sábado 11 de julio de 2020 - 12:00 AM

Comunidad Zenú se reinventó e implementó huertas caseras

Implementaron un modelo de huertas caseras, y ahora, de la mano de la Umata, trabajan en planes familiares y se preparan para dar el salto de calidad al mercado campesino virtual y seguir creciendo.
Escuchar este artículo

La familia del resguardo indígena Zenú asentada en Barrancabermeja se las tuvo que ingeniar para salir adelante durante la crisis económica y sanitaria derivada de la pandemia del coronavirus.

No la tuvieron fácil, pero apelando a sus iniciativas y tradiciones, encomendaron a la madre tierra la misión de protegerlos, desde luego con un poco de ayuda de su parte.

Fue así como se pusieron manos a la obra y diseñaron huertas caseras en un terreno de dos hectáreas, donde brillan variedad de cultivos desde hace un par de meses.

Yuca, plátano, piña, patilla, mango, aguacate, caña y maracuyá son algunos de los frutos que la tierra les proporciona, en un ejemplo de emprendimiento en la zona.

“En vista de toda esta pandemia que se vive en el mundo, tuvimos la iniciativa de sembrar para nuestro propio sustento y el consumo de nuestra comunidad indígena. Estamos haciendo la siembra de varias especies y eso nos tiene muy motivados”, dijo Wilder Velásquez, capitán menor del cabildo indígena Zenú.

Esta iniciativa, la disciplina del resguardo y la capacidad de salir por sus propios medios de esta crisis fueron tenidas en cuenta por autoridades distritales, que pusieron sus ojos allí y por intermedio de la Unidad de Asistencia Técnica Agropecuaria (Umata), brindan acompañamiento para que la calidad de cultivos sea la mejor.

Sin embargo, la ayuda no termina ahí y ahora se estudia la posibilidad de que sus productos salten al mercado local y lleguen a las despensas de cientos de porteños que compran de manera virtual el fruto de las cosechas agrícolas.

“Estamos muy agradecidos con la Umata y la Alcaldía, que nos han hecho el acompañamiento para seguir gozando de la siembra en el cabildo y poder nosotros tener nuestros propios alimentos”, agregó Wilder Velásquez.

Precisamente, sobre esta iniciativa funcionarios de la Umata explicaron que se implementó un nuevo proceso en el cabildo indígena Zenú.

“Prestamos la asesoría y a la vez implementamos un proceso de huertas familiares donde no solo hacemos el acompañamiento a los adultos de la comunidad sino también a los niños, que son importantes en nuestro Distrito”, dijo el director de la Umata, Cristian Ramírez.

Salto al Mercado Campesino
Fuentes de la Umata indicaron que se están fortaleciendo los procesos agrícolas que lleva a cabo la comunidad Zenú, que se encuentra asentada en el Distrito y la idea a corto plazo es que puedan hacer parte del mercado campesino.
“Con nuestros expertos los ayudamos para que logren proveer de alimentos al interior de la comunidad indígena, pero, además, comercializar sus productos a través de nuestro mercado campesino.
Hemos generado una campaña de educación agropecuaria para que tengan sentido de pertenencia por nuestros cultivos”, señaló Cristian Ramírez, director técnico de la Umata.
Con 20.000 semillas de 7 productos diferentes la Umata apoya el emprendimiento que inició la comunidad Zenú.
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad