jueves 27 de junio de 2019 - 12:00 AM

Investigadores de la UPB detectan necesidades del sector piscícola

En Barrancabermeja las necesidades tienen que ver con la formalización de la producción y con el fortalecimiento del gremio.

Investigadores de la Universidad Pontificia Bolivariana, UPB, con sede en Bucaramanga, analizaron por primera vez las necesidades del sector piscícola en Santander.

Los expertos de la UPB lograron detectar las principales necesidades y oportunidades de la piscicultura en las zonas rurales de cuatro municipios del departamento.

El Bajo Simacota, Barrancabermeja, El Carmen y San Vicente de Chucurí fueron las poblaciones en las que los investigadores realizaron el trabajo de campo, por medio del cual pudieron identificar las necesidades del sector piscícola.

El resultado

Los investigadores manifestaron que “teniendo en cuenta que la piscicultura es practicada, en su mayoría, por pequeños productores organizados por grupos familiares, con poca o nula financiación para la práctica de la actividad, se requiere de manera urgente la intervención de las entidades públicas y privadas para adelantar proyectos de ciencia, tecnología e innovación que apunten al fortalecimiento y competitividad de la piscicultura”.

Gracias a la investigación, realizada por los docentes Gladys Elena Rueda Barrios, Ledis Bohórquez Farfán y Juan Carlos Reyes, se evidenció, también, la necesidad de crear nuevos modelos asociativos y económicos para la optimización de las etapas de cosecha, postcosecha y comercialización, que permitan fomentar la actividad y obtener la mayor cantidad de ganancias para todas las partes involucradas dentro del proceso de la piscicultura.

Según estudios de la Misión Prospectiva 2030, en Santander el 29,35% del río Magdalena es apto para la acuicultura, de allí que exista un gran potencial para explotar la actividad económica, así mismo y por las buenas condiciones ambientales de la zona, es una oportunidad de desarrollo socioeconómico para cientos de familias campesinas, que buscan ingresos estables para su sustento diario.

En Barrancabermeja

El coordinador del área de pesca artesanal de la Unidad Municipal de Asistencia Agropecuaria, Umata, Luis Felipe Lesmes, manifestó que en Barrancabermeja el gremio piscícola no está fortalecido, porque cada productor busca por cuenta propia el desarrollo del sector.

“Lo anterior hace que el sector no crezca potencialmente. Lo otro es la ausencia de formalización para la producción piscícola. Aunque algunos productores tienen permisos de la CAS, de la Aunap y del ICA, son muy pocos los que tienen ciento por ciento la formalización. La mayor falencia en Barrancabermeja radica en el permiso que emite la CAS para el manejo de aguas superficiales y subterráneas, es un permiso difícil de conseguir, y todo esto tiene frenado el desarrollo piscícola en Barrancabermeja. Pero también el mercadeo y la comercialización no se hace a gran escala”, indicó el coordinador de la Umata.

En Barrancabermeja hay 200 productores piscícolas, que producen, según la Umata, 8 toneladas mensuales de pescado.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad