martes 22 de enero de 2019 - 12:00 AM

La deserción escolar ha disminuido en el Puerto

La cifra que maneja la Secretaria de Educación es del 1,2% y esperan que los niños no dejen de asistir a las instituciones educativas, a pesar de presentar malas calificaciones.

Con una disminución significativa en la deserción escolar inicia la temporada de clases en ‘La Bella Hija del Sol’.

Ayer muy temprano se pudo apreciar a los estudiantes uniformados, otros aún de particular mientras sus padres compran el respectivo uniforme y también a los familiares con carpetas llenas de documentos buscando un cupo.

Las miradas están centradas en que los alumnos regresen a las aulas, a pesar de que presenten malas calificaciones o su proceso de aprendizaje sea más lento, ya que la meta es que ningún niño se quede sin recibir uno de sus derechos fundamentales, como lo es el acceso a una buena educación.

“La deserción escolar suele presentarse en el último corte del año e influye el concepto que algunos docentes le dicen al niño o al padre de familia y es que ya no pasa el año, que mejor lo retire.

Esto no puede seguir pasando. ¿Cómo es posible que por dificultades de aprendizaje les digan que no vayan más?

Al contrario, se debe dedicarles más tiempo y que permanezcan en la institución educativa”, afirmó el secretario local de Educación, Óscar Jaramillo.

Las cifras que manejan actualmente son alentadoras y vienen en descenso con respecto a este tema, ya que para el año 2016 había una deserción del 3,6%, en 2017 era del 2,4% y el año pasado cerró con el 1,2%.

No negarán cupos

Una de las frecuentes preocupaciones de los familiares que van a matricular a los menores es no hallar cupos y que se queden sin estudiar, por eso el Secretario de Educación señaló que estarán abiertas las inscripciones hasta el 30 de abril para que ninguno se quede sin recibir su educación básica.

“No importa de qué estrato, de cuál ciudad, de qué país venga, la idea es quitarle niños al conflicto armado, a la delincuencia, al trabajo infantil, a las calles y formar a los futuros profesionales.

El Ministerio de Educación es claro y no se le puede negar a nadie la educación”, añadió Jaramillo.

A su vez los alumnos, con rostros sonrientes, están de nuevo en los salones en un retorno del que en la mayoría de casos, salen temprano mientras se inicia con fuerza el plan académico de cada colegio y escuela.

Por estos motivos aún no está en marcha el programa de alimentación escolar, que empezará desde la otra semana y al final de la presente se retomará el transporte gratuito en las busetas.

Esperan más venezolanos
En el año 2018 hubo 490 estudiantes que tenían procedencia venezolana y se espera que para el presente año haya un incremento en esta cifra.
“No hay de qué preocuparse porque estamos preparados para recibir a los alumnos venezolanos. Hay que recordar que normalmente es en básica primaria donde más cupos solicitan, siendo el 60% con respecto a los 490.
Pedimos a los padres es que tengan el permiso especial de permanencia que se da por tres meses con prórroga hasta de tres años para que los niños puedan acceder a recibir los mismo beneficios que los nuestros, como alimentación, transporte y demás, de manera gratuita”, dijo Óscar Jaramillo.
También se recordó que las instituciones educativas públicas donde ya no hay cupos son: José Prudencio Padilla Casd, José Antonio Galán y la Escuela Normal Superior Cristo Rey; pero hay disponibilidad en otros colegios y sus respectivas sedes.
Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad