martes 27 de octubre de 2020 - 12:00 AM

Exceso de lluvias y falta de inversión en las vías comuneras

Alcaldes de Chima, Guadalupe, Contratación, Oiba, San José de Suaita y Guacamayo, entre otros, están hablando entre ellos y buscando unificar propuestas para aprovechar la visita que el presidente Iván Duque tiene programada esta semana en Santander.
Escuchar este artículo

Las primeras semanas de lluvias iniciaron y los problemas de conectividad en la provincia Comunero están volviendo, como pasa cada temporada invernal. Problemas eternos que requieren soluciones duraderas.

Uno de los problemas más graves lo afrontan los pobladores de Chima, un municipio de 3.000 habitantes, que está casi que incomunicado debido a un derrumbe en el kilómetro nueve en la vía a Contratación.

La falla geológica y la inestabilidad misma del terreno hacen que los derrumbes en el sector sean constantes. Antes se remediaban con maquinaria en amarilla, pero en esta ocasión el movimiento de tierra fue de gran magnitud y prácticamente la carretera dejó de existir en este tramo.

Sergio Alexander González, alcalde de esta población, confirmó tras una visita que para el municipio es imposible remediar la situación actual y se necesita una gran inversión para poner en funcionamiento este carreteable rural. “Con maquinaria no podemos”, aseguró.

Pero no es solo este tramo, los 18 kilómetros que comunican a Chima con Contratación son prácticamente un calvario para los que normalmente hacen este recorrido.

“El invierno inició y ya llevo tres emergencias. La semana pasada tuve que declarar el estado de emergencia”, dijo González, preocupado por lo que pueda suceder si las lluvias continúan.

La otra vía de acceso a Chima es la que lo comunica con Simacota.

Son diez kilómetros de carretera destapada, de los que hoy se están pavimentando cinco, lo que obliga al cierre por días de la carretera, dejando a la comunidad incomunicada.

Oiba- Guadalupe

Aunque la vía Oiba- Guadalupe fue pavimentada en años anteriores, esta vía sigue teniendo problemas por caída de rocas en la temporada invernal. Las piedras no son pequeñas, por el contrario son enormes, contó Rosana Téllez Romero, una docente que viaja como pasajera constantemente por esta vía, y que fue testigo de las maniobras que debía hacer el conductor de la buseta en la que se desplazaba para no chocar con las rocas

Elberto Reyes, alcalde de Oiba, indicó que este es un problema frecuente en el sector del Tirano. Las piedras están a un costado de la carretera, pero es imposible moverlas de ahí por su tamaño.

“Estoy buscando la ayuda del Ejército para ver si es posible detonarlas con explosivos”, explicó el mandatario.

Al igual que González, la preocupación de Reyes es que las lluvias van a continuar y con esto todo podría empeorar. “Ha llovido demasiado, día y noche”, agregó.

Un listado de peticiones

Los alcaldes de Chima, Guadalupe, Contratación, Oiba, San José de Suaita y Guacamayo, entre otros, están hablando entre ellos y buscando unificar propuestas para aprovechar la visita que el presidente Iván Duque tiene programada esta semana en Santander.

En Chima, González pide con urgencia una obra duradera para su municipio.

Reyes, por su parte, indicó que se está planteando la pavimentación de 19 kilómetros San José de Suaita a Gámbita, una vía que sirve para comunicar con Cimitarra. También está la pavimentación de 9 kilómetros entre Guadalupe y Guacamayo.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por

Etiquetas

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad