jueves 10 de septiembre de 2020 - 12:00 AM

Socorrano de colegio rural, entre los más pilos de Colombia

Este joven, hijo de una familia cafetera, estudió en la misma institución rural primaria y secundaria, por lo que para sus docentes es todo un orgullo haber acompañado en su formación al ahora universitario.
Escuchar este artículo

En la tarde de ayer el socorrano Jhoan Sebastian Rodríguez Torres hizo parte de los 43 jóvenes seleccionados por la excelencia académica y los buenos resultados en las pruebas Saber Pro, que recibieron la beca ‘Bachilleres Ecopetrol Mario Galán Gómez’.

El joven de 18 años recibió el premio de forma virtual, sentado desde la casa de sus padres en la vereda La Honda de la capital Comunera, desde donde también está recibiendo las clases de segundo semestre de la carrera de Ingeniería Agroindustrial que estudia en la Universidad Pontificia Bolivariana de Medellín.

Rodríguez es uno de esos casos en que una persona cuando quiere estudiar no tiene obstáculos que lo detengan, opinó Jimmy Suárez Mejía, rector del colegio Guillermo Suárez Díaz de la vereda Árbol Solo en el Socorro, de donde el estudiante se graduó con honores de bachiller en 2019.

Este joven, hijo de una familia cafetera, estudió en la misma institución rural primaria y secundaria, por lo que para sus docentes es todo un orgullo haber acompañado en su formación a uno de los estudiantes más pilos del país. En las pruebas Saber Pro Rodríguez obtuvo el segundo puntaje más alto del sector rural en Colombia y uno de los mayores entre todos las instituciones educativas.

“Para mí es un honor”, aseguró el socorrano, que también es beneficiario del programa Generación E del Gobierno Nacional, becas con la que espera cubrir todos los gastos de sus estudios.

Rodríguez fue un buen estudiante desde su primer año, siempre ocupó el primer lugar y ahora espera seguir haciendo lo mismo en su carrera, la que estudia por su raíces en el campo, en donde lo criaron sus padres.

Olvidados por el Estado

El logro obtenido por Rodríguez y otros estudiantes graduados de este colegio que ya recibieron los títulos universitarios y son profesionales exitosos, es un triunfo de todos los docentes, dijo el rector.

El funcionario indicó que estos procesos educativos en el sector rural tienen el valor de hacerse en instituciones que como estas están abandonadas por el Estado en temas de inversión en infraestructura y tecnología.

El estudiante galardonado reconoce que en la institución se evidencia la ausencia de inversión del Gobierno Nacional.

Entre las falencias que tiene el Colegio Guillermo Suárez Díaz, además de algunas estructurales, está el no tener servicio de internet y una sala de informática con computadores obsoletos y cables que no funcionan, dijo el directivo.

Por todas estas condiciones Suárez cree que este joven es un estímulo para los otros estudiantes del sector rural que pueden encontrar en la educación una alternativa para su desarrollo.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Publicado por

Etiquetas

Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad