martes 25 de enero de 2022 - 12:00 AM

Conflictivo regreso a clases en el colegio San Carlos

José Alfredo Molano, coordinador, indicó que el colegio tiene 17 grupos de secundaria y solo 11 salones disponibles para ellos, porque dos se usan para preescolar.

El regreso oficial a clases a los colegios públicos de San Gil inició ayer entre entregas de obras por parte de la administración municipal, visitas de la Secretaría de Educación de Santander, reuniones con padres de familia y alumnos en las aulas.

En medio de este panorama, en el Colegio San Carlos los padres de familia manifestaron su descontento por la citación de los estudiantes. No es que estén en desacuerdo por el regreso a la cotidianidad estudiantil, el problema, como explicaron varios de ellos, es que la institución educativa no cuenta con los salones necesarios para recibir a todos los alumnos ni los espacios o zonas comunes.

José Alfredo Molano, coordinador del San Carlos, indicó que el colegio tiene 17 grupos de secundaria y solo 11 salones disponibles para ellos, porque dos se usan para preescolar.

Hasta el colegio ayer llegaron 450 estudiantes en de la jornada de la mañana pertenecientes a los grados sexto, séptimo, octavo y décimo. Los estudiantes de noveno y once fueron citados para mañana.

A las 10:00 de la mañana los alumnos permanecían en hora de descanso, atiborrados en el pequeño espacio que tienen, mientras algunos padres miraban con preocupación la situación.

Yeimy Rodríguez Arias, madre de una de las estudiantes manifestó que es necesario y está de acuerdo con que su hija vuelva a clases presenciales, pero dada la situación de la institución deberían evaluar un modelo de alternancia mientras se soluciona la situación.

“Como es notorios las instalaciones del colegio no son aptas para recibir a todos los estudiantes, estamos en construcciones, necesitamos que vengan en alternancia porque no hay espacios de esparcimiento, donde los niños puedan tomar su refrigerio (....) Eso nos preocupa porque estamos en cuarto pico de la pandemia porque no es que nos estemos negando a que los chicos vuelvan a la presencialidad, pero que lo hagan condiciones aptas”, dijo Yuli Vanegas Parra, representante de los padres de familia ante el Consejo Directivo.

El coordinador de la institución expresó que hasta el jueves de la semana pasada el plan trazado por la institución era implementar un modelo de alternancia con menos alumnos por día, teniendo en cuenta las limitantes de la infraestructura. “El viernes en la tarde recibimos una comunicación de la Secretaría de Educación de Santander diciéndonos que debíamos citar a los estudiantes y el colegio no cuenta con las condiciones físicas seguras”, afirmó el docente que ayer veía con preocupación el agrupamiento de los estudiantes.

María Eugenia Triana, secretaria de Educación de Santander, de visita en la institución durante el recorrido que ayer hacías por municipios de la provincia Guanentá, previo a una reunión con los padres de familia y docentes del colegio, dijo que se iban a buscar soluciones pero la meta es regresar a la presencialidad.

Soluciones estructurales

Desde julio de 2018 el 40% de la insfraestructura del colegio fue sellada porque uno de los bloques presentaba grieta por inestabilidad de suelos, dejándolo en el riesgo de colapso.

Actualmente se está construyendo un nuevo bloque que remplaza la infraestructura fuera de servicio y que se entregaría en un mes aproximadamente tras una inversión de $2.267 millones.

El Colegio San Carlos también sufrió el año pasado el sellamiento de la sede San Martín usada para la formación de alumnos de primaria y que tras el cierre de parte de la estructura central se utilizaba para albergar alumnos de secundaria.

Elija a Vanguardia como su fuente de información preferida en Google Noticias aquí.
Suscríbete

Etiquetas

Publicado por
Lea también
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad