martes 31 de marzo de 2009 - 10:00 AM

Medida de aseguramiento contra Olivo Blanco Muñoz

El Juzgado Primero Penal del Circuito de San Gil confirmó ayer la medida de aseguramiento en contra de Olivo Blanco Muñoz, acusado por la Fiscalía Séptima Seccional como  presunto autor del delito de acto sexual con menor de 14 años.

Su detención se produjo a comienzos de este mes por personal del CTI, luego que la Fiscalía conociera de una denuncia de abuso sexual en contra de tres hermanas, todas menores de 10 años, residentes en el barrio José Antonio Galán de este municipio.

Los argumentos en los cuales se basó la defensa para revocar la medida de aseguramiento se centraron en que durante la audiencia de imputación de cargos no existieron los elementos materiales probatorios, ni la evidencia física que permitieran inferir que Olivo Blanco Muñoz era el autor del crimen endilgado.

A lo anterior la defensa sumó que la circunstancia de gravedad de un acto punible no es el único aspecto que un juez debe tener en cuenta para imponer la privación de la libertad, según una sentencia de la Corte Constitucional citada.

Sin embargo, la Fiscalía refutó tales argumentos al señalar que según el artículo 308 del Código de Procedimiento Penal refiere que la medida de aseguramiento procede cuando se puede inferir que el procesado es el autor del delito imputado, condición que se logró gracias a un informe de la psicóloga adscrita al CTI en donde las niñas relatan su traumática experiencia.

Y si bien la Ley es clara en que no sólo la gravedad es suficiente para imponer la medida de aseguramiento, si lo son las circunstancias y la naturaleza de los delitos imputados, esto es según la Fiscalía, 'un persona con claras tendencias pedofílicas quien tiene otra medida de aseguramiento vigente de otro proceso pero por el mismo delito'.

¿En qué se basó la Fiscalía?
El artículo 310 de la Ley 906 de 2004:


Peligro para la comunidad. Para estimar si la libertad del imputado resulta peligrosa para la seguridad de la comunidad, será suficiente la gravedad y modalidad de la punible. Sin embargo, de acuerdo con el caso, el juez podrá valorar adicionalmente alguna de las siguientes circunstancias:

1. La continuación de la actividad delictiva o su probable vinculación con organizaciones criminales.
2. El número de delitos que se le imputan y la naturaleza de los mismos.
3. El hecho de estar acusado, o de encontrarse sujeto a alguna medida de aseguramiento, o de estar disfrutando un mecanismo sustitutivo de la pena privativa de la libertad, por delito doloso o preterintencional.
4. La existencia de sentencias condenatorias vigentes por delito doloso o preterintencional.

¿En qué se basó la defensa?

Según el artículo 312 de la Ley 906 de 2004: No comparecencia. Para decidir acerca de la eventual no comparecencia del imputado, se tendrá en cuenta, en especial, la gravedad y modalidad de la conducta y la pena imponible, además de los siguientes factores:

1. La falta de arraigo en la comunidad, determinado por el domicilio, asiento de la familia, de sus negocios o trabajo y las facilidades que tenga para abandonar definitivamente el país o permanecer oculto.
2. La gravedad del daño causado y la actitud que el imputado asuma frente a este.
3. El comportamiento del imputado durante el procedimiento o en otro anterior, del que se pueda inferir razonablemente su falta de voluntad para sujetarse a la investigación, a la persecución penal y al cumplimiento de la pena. 

 

Publicado por
Lea también
Publicidad
Comentarios
Comente con Facebook
Vanguardia no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad