Miércoles 17 de Diciembre de 2014
Publicidad
Publicidad
Colombia
Patrocinado por:
Martes 10 de Julio de 2012 - 10:11 AM

Indígenas rechazan Policía y Farc

Archivo/VANGUARDIA LIBERAL
Indígenas rechazan Policía y Farc
(Foto: Archivo/VANGUARDIA LIBERAL)
Habitantes de Toribío se declararon "cansados del conflicto", desmontaron las trincheras de los policías y fueron en busca de la guerrilla para exigirle el cese de sus ataques.

Los episodios de muerte, desplazamientos y destrucción de los bienes individuales y comunitarios en los ataques de la guerrilla en Cauca, que se han agudizado en los últimos días, crearon tal estado de desesperación en las comunidades que éstas se metieron a las trincheras oficiales, las destruyeron y luego se internaron en la zona montañosa para enfrentar, verbalmente, a las Farc y exigirles el fin a sus hostilidades contra la población civil.

Los más recientes episodios fueron cuatro días de combates y ataques con explosivos en zona urbana de Toribío y en los corregimientos de Monterredondo y Danta, de Miranda. Ambos municipios ubicados en el norte, la región más conflictiva del departamento.

Al menos una veintena de habitantes heridos, 600 desplazados que abandonaron sus casas, 40 viviendas y un puesto de salud indígena averiados, dejan las incursiones del frente sexto y la columna móvil ‘Gabriel Galvis’ de las Farc.

Ayer, después de soportar desde el pasado jueves el asedio de la guerrilla, los habitantes de Toribío se revelaron. Tras manifestar en las calles a viva voz que están "cansados" del conflicto y de "los actores armados", centenares de indígenas decidieron detener los combates y hostigamientos por su cuenta.

El secretario de gobierno de Toribío, Miller Correa, informó que desde el mediodía un grupo de habitantes, en su mayoría indígenas, procedieron a desmontar las trincheras que rodean el comando de policía. "La comunidad dice que los 70 policías se atrincheran cerca de las casas a protegerse de la guerrilla y no pueden proteger a la gente y que eso los pone en una situación de riesgo".

Otro grupo partió a las montañas en busca de la guerrilla. "Los habitantes no aguantaron más los enfrentamientos y exigiendo el derecho a la vida y el territorio levantaron a la fuerza los sacos con los que se construyen las trincheras y botaron la arena al río. Y la guardia indígena envió una comisión para exigirle a la guerrilla el cese de sus ataques y que abandone la zona", relató el funcionario local.

La resistencia civil fue confirmada por el líder indígena, Edilfredo Rivera, insistiendo en el reclamo de la gente: "que salgan de los sitios sagrados de la comunidad".

A nombre de los indígenas, que conforman el 97 por ciento de los 35.000 habitantes de Toribío, Rivera dijo que la mayoría de víctimas de los ataques y combates son los civiles. Recordó que el domingo las Farc atacaron un centro médico, hiriendo a cuatro personas. Hecho que, "colmó la paciencia de la gente, nos cansamos de tanta guerra, de no poder trabajar, de que nuestros niños no puedan ir al colegio".

La situación se agravó el fin de semana en Miranda. La Defensoría del Pueblo indicó que cinco personas, entre ellas cuatro menores, resultaron heridos por los artefactos explosivos que arrojaron las Farc en Monterredondo y Dantas.

Ante los ataques, el ejército reforzó las tropas en el norte de Cauca, zona estratégica para la guerrilla desde hace cinco décadas para traficar y comunicarse con el Pacífico, Valle del Cauca, Tolima y Huila.

El general Miguel Pérez Guarnizo, comandante de la tercera división del ejército, explicó que defender esos corredores estratégicos ante la ofensiva que el ejército motiva la reacción violenta de las Farc. "Pretenden conservar zonas de cultivos de coca, mover armas y alimentos para la manutención del frente y, a la vez, es un corredor de movilidad entre las cordilleras Occidental y Central".

A pesar de los anuncios del presidente Juan Manuel Santos de que la "situación está controlada", en Toribío y Miranda sus habitantes piensan lo contrario. Sostienen que la policía y el ejército frenan los ataques, pero no logran expulsar o controlar, de manera definitiva, a los guerrilleros.

Publicada por
COLPRENSA,EL COLOMBIANO
Sin votos aún
Compartir en facebookCompartir en twitterCompartir en my spaceAgregue a digg.com
Agregar comentario
Agregar comentario
Comentarios de facebook
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad

Zona Comercial

Publicidad
Todos los derechos reservados Galvis Ramirez & Cia S.A. - 2014 - Bucaramanga - Colombia. Prohibida su reproducción total o parcial, sin autorización escrita de su titular. Términos y condiciones