Jueves 12 de Enero de 2017 - 12:48 PM

Óscar Naranjo: el aliado de Santos en el proceso de paz y el posconflicto

El general Óscar Naranjo se ha convertido en uno de los hombres claves del presidente Juan Manuel Santos desde que trabajaron juntos cuando él era director de la Policía Nacional y el mandatario, ministro de Defensa.
Colprensa /VANGUARDIA LIBERAL
Óscar Naranjo: el aliado de Santos en el proceso de paz y el posconflicto
(Foto: Colprensa /VANGUARDIA LIBERAL)

El exdirector de la Policía Nacional y considerado en su momento como el mejor policía del mundo, general en retiro Óscar Naranjo, es el nombre escogido por el presidente de la República, Juan Manuel Santos, para reemplazar en la vicepresidencia de la República, ante la inminente salida de su titular a Germán Vargas Lleras.

Naranjo llega en momentos en que se inicia la etapa del posconflicto y ad portas de la campaña presidencial de 2018 que provocará la renuncia de altos funcionarios a principios del mes de marzo. El primero, ya se definió será Vargas Lleras.

En el tiempo que le queda de gobierno, el mandatario de los colombianos tendrá que dejar a las Farc totalmente desarmadas y tener el grueso de las reformas constitucionales y leyes aseguradas para que se lleve a cabo la implementación, por ello, necesita más que nunca a sus aliados y Naranjo será pieza clave.

Naranjo fue asignado como negociador plenipotenciario en las negociaciones de paz con las Farc desde sus inicios junto a Humberto de la Calle, el Alto Comisionado para la Paz, Sergio Jaramillo, el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, el general (r) Jorge Enrique Mora y Frank Pearl, por lo cual conoce de principio a fin los acuerdos, como también lo conocen los jefes del grupo guerrillero y sabe cómo negociar con ellos.

Ese nombramiento como negociador evidenció la cercanía del exoficial con el presidente Santos, con quien trabajó cuando éste era Ministerio de Defensa en el gobierno del expresidente Álvaro Uribe.

Lea también: "El general Naranjo será un gran vicepresidente en reemplazo de Vargas Lleras"

Fue en el año 2007 cuando Naranjo -que tiene 35 años de trayectoria en la Policía Nacional y participó en operaciones en las que cayeron narcotraficantes como Gonzalo Rodríguez Gacha y Pablo Escobar-, fue designado por el presidente Álvaro Uribe como nuevo director de la Policía dejando la jefatura de la Dijin, tras comprobarse la responsabilidad del personal de la Dirección de Inteligencia de esta entidad en interceptaciones ilegales provocando la salida del general Jorge Darío Castro.

En ese cargo se mantuvo hasta el 2012 y desde entonces, fue una de las cabezas de operaciones que terminaron con la vida de Raúl Reyes en Ecuador y la del ‘Mono Jojoy’.

Durante su carrera en la entidad el general fue objeto de varias acusaciones, entre ellas se le señaló de tener vínculos con el narcotráfico –en 2005 su hermano fue capturado en Alemana por poseer estupefacientes-, e incluso el exjefe paramilitar Daniel Rendón alias ‘Don Mario’, afirmó que tuvo vínculos con paramilitares. Sin embargo, ninguna de esas afirmaciones se comprobó.

Naranjo también fue comandante del departamento de policía de Bolívar y de la ciudad de Cali, pasó por el Comando de Operaciones Especiales y la Dirección de Inteligencia y Contrainteligencia.

Ya con el presidente Juan Manuel Santos fue ascendido a general de 4 estrellas –grado creado en su gobierno- y renunció en el 2012.

El general fue reconocido como ‘Mejor Policía del mundo’ en 2010, y no fue la única distinción. Recibió la Orden al Mérito Empresarial José Gutiérrez Gómez entregada por la ANDI y del Tributo Revista Semana Royal Salute al Liderazgo Ejemplarizante y fue incluido en la lista de los 500 personajes más poderosos del mundo por Foreign Policy.

Tras su salida fue llamado por el presidente de México de Enrique Peña Nieto para ser asesor de seguridad y dirigir el Instituto Latinoamericano de Ciudadanía que fue creado para cambiar la cultura de la ilegalidad.

En 2013 ingresó a la Junta Directiva de la Fundación Buen Gobierno, la cual fue creada por el presidente Santos antes de ejercer su mandato. Y en el segundo periodo de Gobierno fue nombrado Ministro para el Posconflicto, cargo al que Naranjo renunció.

Ahora, tras ser su aliado en la lucha armada contra la guerrilla de las Farc y colaborar en la negociación en La Habana, Cuba, estará al lado del presidente Santos como vicepresidente, para enfrentar los retos de la primera fase de la implementación de lo acordado con las Farc.

“El general Naranjo es una persona que ha servido a su país toda su vida. Es una persona cuya lealtad está a toda prueba, es una persona que se ha ganado el respeto de los colombianos y del mundo (…) Hizo un trabajo impecable como negociador plenipotenciario en el proceso de paz y estoy seguro que será un gran vicepresidente reemplazando al doctor Germán Vargas”, dijo Santos al anunciar su posición sobre el reemplazo de Vargas Lleras.

Sus funciones, además de la implementación del proceso de paz se enfocarían también, dada su experiencia, en la lucha contra las bandas criminales que surjan en el posconflicto.

 

Publicada por
Noticias relacionadas
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad