Publicidad
Dom Oct 22 2017
21ºC
Actualizado 07:53 pm
Viernes 27 de Abril de 2012 - 12:01 AM

Apoyemos con hechos

Si no queremos que nuestro querido Atlético Bucaramanga siga perdiendo hagamos una defensa cerrada. Las barras, los que lo quieren con intermitencias, los periodistas, las viejas glorias, los niños, los locutores dominicales y hasta los dueños de las tabernas del vecindario deberíamos organizar una conversación seria con propuestas serias,
Archivo/VANGUARDIA LIBERAL
(Foto: Archivo/VANGUARDIA LIBERAL)

alcanzables a corto plazo para que esta institución tan querida vuelva a estar en el sitio de donde nunca ha debido salir.
Esos razonamientos endebles al calor de los malos resultados, como creer que un cambio de técnico es una solución, no ha remediado nada.
El profesor Gómez debe quedarse y debemos sostenerlo. Ha sido un profesional íntegro, entregado a su oficio y su historial lo respalda.
Hay muchos fanáticos -yo diría que extremistas- que dicen a grito herido que los jugadores no sudan la camiseta. Yo no lo creo. Hay bajonazos anímicos que les desordenan la siquis, los pies no obedecen lo que el cerebro les dicta, tratan de hacer lo mejor que pueden hacer con lo que la naturaleza les ha dado. Nadie entra a un campo de juego pensando que este duelo lo perdemos. Quién piense así es un verdadero perdedor.
Empiezo de nuevo: Hagamos una defensa cerrada, un ‘catenaccio’, un candado italiano y dejemos los fuera de lugar, los ataques malintencionados y pensemos cómo llegar a nuestra meta con ideas de mediocampista 10, que refuercen el engrandecimiento del Atlético.
El señor José Augusto Cadena debería liderar y convocar a una reunión hasta con quienes no lo quieren. Esto sería un gran paso. Y los revoltosos que le bajen el ánimo a sus calurosas e irreflexivas manifestaciones. El equipo es nuestro. Necesita refuerzos. Y un refuerzo vale plata. Pero el mayor refuerzo es gratis: su hinchada, la que sufre y goza y además paga. Un saque de banda: Las divisiones inferiores están tan abandonadas que hasta por eso las llaman inferiores. No hay un plan de trabajo planificado para pensar en grande con la cantera. Eso también cuesta pero es una inversión para el futuro. A ver Charles, Zarruk, Oswaldo, Hermán Aceros, Papo, Américo, Fortaleza Leoparda, Álvaro Fonseca, Gregorio y no sé qué más. Reunámonos, señor Cadena, en cualquier sitio de Bucaramanga y llevemos propuestas alcanzables; dejemos los puñetazos, los gritos, el escándalo que nada aporta y rescatemos a nuestro querido Atlético para que vuelva a su merecido lugar. Hay mucha gente que quiere, a hoy, al Atlético Bucaramanga como se quiere a un hijo bobo o a un sobrino tarambana. Yo quiero quererlo como un hijo de Bucaramanga.

Publicada por
Contactar al periodista
Su voto: Ninguno (13 votos)
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Resultados deportivos
Liga
Torneo
Partidos
Tabla de posiciones
Publicidad
Publicidad