Dialogar es la solución | Noticias de santander, colombia y el Mundo

2009-02-16 05:00:00

Dialogar es la solución

No puedo entender cómo se separan tantas parejas por falta de comunicación.  Cada uno cree que tiene la razón y se escuda en sus posiciones sin escuchar ni respetar lo que la otra persona piensa o siente.
Dialogar es la solución

Para completar, utilizan a los hijos como trofeos y se tranzan en peleas absurdas, il√≥gicas e irracionales que terminan por marcarlos toda la vida. ¬ŅSer√° que no se dan cuenta del da√Īo que hacen con su inmaduro proceder?

Este ha sido el caso de dos parejas cercanas a nosotros, con las cuales hemos compartido por m√°s de 15 a√Īos y que por sus peleas han dejado en completa inestabilidad a los hijos, quienes supuestamente son la raz√≥n de su vivir. ¬ŅQu√© soluci√≥n encuentra en estos casos?

RESPUESTA

Distinguido se√Īor: Resulta contradictoria la conducta de aquellas parejas que habi√©ndose jurado amor eterno, se tranzan en peleas absurdas que convierten su hogar en un campo de batalla. Asumen actitudes ego√≠stas que ponen en peligro la estabilidad emocional de los hijos, al colocarles como pretexto, escusa o coartada para esgrimir sus armas en contra de quien, a√Īos atr√°s, se hab√≠a convertido en el complemento de su vida.

Dialogar es la solución, sabiendo escuchar, comprender, valorar y respetar a quien se dice amar. Luego vendrá su posición objetiva, respetuosa y edificante, que permitirá ponerse de acuerdo para solucionar el conflicto planteado.

Papá y mamá deben buscar caminos de reconciliación y perdón para mantener la unión hasta que la muerte los separe. Así debe ser.

REFLEXION

El vínculo matrimonial es un compromiso sagrado e instaurado bajo la mirada de Dios, donde dos seres unen sus vidas para complementarse como una sola carne, una sola alma y un solo corazón.

Es ah√≠ donde hace su aparici√≥n la comunicaci√≥n asertiva que tiene como veh√≠culo ¬ďel di√°logo¬Ē, siendo entendido como la disposici√≥n que posee la persona para escuchar con atenci√≥n, comprendiendo, valorando y respetando a quien habla, aunque no est√© de acuerdo con sus explicaciones.

Luego podrá opinar, esperando encontrar en la pareja la misma disposición para escuchar con atención y solucionar los conflictos e inquietudes que se presenten al interior del hogar.

Ojo: No cometan el error de involucrar a los hijos en sus enfrentamientos porque sin querer da√Īar√°n e incluso destruir√°n lo m√°s hermoso que han recibido desde aquel d√≠a en que decidieron unirse para darse mutuo amor.

Publicada por
Contactar al periodista
Publicidad
Publicidad
Publicidad