Lunes 04 de Diciembre de 2017 - 12:01 AM

Riña y atentado en Bucaramanga dejaron tres personas heridas

En uno de los casos Rolando Morales Martínez recibió un tiro a manos de un vigilante tras una pelea. En el otro, dos jóvenes fueron baleados en un aparente ataque sicarial.
Marco Valencia / VANGUARDIA LIBERAL
En las fachadas de los inmuebles quedaron los impactos de bala del aparente ataque sicarial.
(Foto: Marco Valencia / VANGUARDIA LIBERAL)
Marco Valencia / VANGUARDIA LIBERAL
En esta zona se registró el accidente de tránsito que tuvo como consecuencia la riña en el que resultó herido Rolando Morales Martínez.
(Foto: Marco Valencia / VANGUARDIA LIBERAL)

Dos hechos violentos ocurridos en menos de 24 horas en Bucaramanga dejaron como saldo tres personas heridas con arma de fuego.

En el caso más reciente, Rolando Morales Martínez terminó con un tiro en el tórax, luego de que ayer en la madrugada un vigilante lo hirió con su arma de dotación en medio de una gresca.

El caso ocurrió a las 4:40 a.m., en momentos en que la víctima se desplazaba por la calle 45, en sentido oriente – occidente, en una motocicleta Honda de matrícula MXY-28C.

Lea también: Intolerancia en Santander causó pelea entre conocidos y dejó un muerto

Justo cuando el motociclista llegó a la calle 45 entre carreras 16 y 17 del Centro de Bucaramanga, perdió el control de su vehículo y colisionó con unos conos de protección de una obra de alcantarillado.

De acuerdo al primer reporte entregado por la Policía, pese a que Morales Martínez sufrió un duro golpe, de inmediato se paró e intentó seguir su marcha.

Fue entonces cuando el vigilante de la obra, de 45 años de edad, apareció y le realizó un reclamo al motociclista por el accidente, pero este último se molestó y se generó un riña.

Al parecer, el señalado agresor desenfundó su arma de dotación y realizó un tiro al aire, quizás para asustar a Morales Martínez, pero contrario a esto, él se abalanzó sobre el guardia, quien volvió a realizar otro disparo que tuvo como blanco el tórax del motociclista.

A los pocos minutos, varias patrullas de la Policía Metropolitana llegaron al lugar y trasladaron al herido al área de urgencias del HUS, donde fue intervenido quirúrgicamente.

Por su parte, el celador fue capturado en el lugar de los hechos y hoy será presentado en audiencia ante un juez.

Atentado sicarial

El otro hecho de sangre sucedió a las 6:30 de la noche del sábado, en la carrera 14 con calle 13 del barrio Gaitán.

Allí, Sergio Alexander Jiménez Carrillo, de 23 años, y David Villamizar Ortiz se encontraban consumiendo bebidas alcohólicas a las afueras de una tienda en compañía de otras personas.

Al lugar llegaron dos sujetos que se movilizaban en un motocicleta Yamaha DT y sin mediar palabra desenfundaron armas de fuego y realizaron múltiples disparos contra los presentes.

Este contenido puede ser de su interés: Los páramos no se tocan (II)

Producto de la balacera, Villamizar Ortiz, quien es un comerciante de ropa, recibió siete tiros: uno en cada brazo, dos en el pecho, dos en la espalda y uno en la columna.

El herido fue trasladado de inmediato a un centro médico de Bucaramanga, en donde fue sometido a una intervención quirúrgica. Al cierre de esta edición su estado era delicado.

Por su parte, Jiménez Carrillo fue llevado a la Clínica La Merced en donde se recupera de una herida en el muslo izquierdo.

La Policía se trasladó al lugar de los hechos para recopilar evidencia que ayude a esclarecer el ataque.

Publicada por
Contactar al periodista
Etiquetas:
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad