Publicidad
Mar Ene 23 2018
19ºC
Actualizado 07:57 am
Miércoles 08 de Noviembre de 2017 - 12:01 AM

Barichara: ¿Marihuana versus agua?

Columnista: Jairo Puentes Bruges

La decisión de autorizar el uso medicinal y científico de la marihuana (Cannabis) en Colombia -el año pasado- va en el mismo sentido de la tendencia mundial. Cada día aumenta el número de países que legalizan este uso. Por ejemplo, agencias internacionales informaron que desde el pasado 1 de noviembre “las farmacias de Polonia pueden distribuir cannabis de manera legal”. “La marihuana se usará para aliviar la incomodidad de quienes padecen cáncer, esclerosis múltiple, dolor crónico, estrés postraumático”... y otros trastornos. La mayoría de los países de la Unión Europea ya legalizó este uso. En América Latina siete países lo permiten y otros tramitan su aprobación. También se permite en algunos estados de Estados Unidos, en Canadá, Australia y otros países.

El problema no es -entonces- la legalización del uso medicinal del Cannabis, pues este le ha traído alivio a muchas personas; lo importante es definir en qué lugares es posible desarrollar estos proyectos, considerando el principio constitucional que establece que el interés general prevalece sobre el particular y la legislación asociada. Por ejemplo, algunas personas me han manifestado su preocupación por un proyecto que busca cultivar varias hectáreas de marihuana con fines medicinales en una vereda de Barichara; la Corporación Autónoma de Santander otorgó permisos de exploración de aguas subterráneas.

En una carta abierta dirigida a la empresa y las autoridades y suscrita por representantes del Concejo Municipal, de juntas de acción comunal y otras entidades, se solicita que se “garantice la no disminución de agua en nuestros aljibes en un radio de 5 km alrededor de las perforaciones”. Y agregan: “prácticamente el 100% de los pobladores nos surtimos de pequeños aljibes (agua subterránea) o nacimientos”.

Son conocidos los dramáticos racionamientos de agua que -desde hace muchos años- padecen Barichara y poblaciones cercanas. Por lo mismo sería pertinente que -como dicen los firmantes- se publiquen -entre otros- los estudios “hidrogeológicos” que se debieron realizar para establecer la disponibilidad de agua subterránea. Así mismo los resultados de los Indices de Escasez o de Uso del Agua para tener claridad sobre la relación entre oferta de agua disponible y demanda en la zona. Estudios que deben ser realizados antes de otorgar nuevos permisos o concesiones de agua considerando igualmente que el consumo humano es prioritario (Ley 99/1993).

Autor:
Jairo Puentes Bruges
Este artículo obedece a la opinión del columnista. Vanguardia Liberal no responde por los puntos de vista que allí se expresen.
Contactar al periodista
Sin votos aún
Otras columnas
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad