Publicidad
Mié Nov 22 2017
25ºC
Actualizado 03:31 pm
Miércoles 25 de Enero de 2012 - 12:01 AM

Ahorra o nunca

Es hora de reconocer que lleva años trabajando y no ha ahorrado nada. Sus principales argumentos son: no he salido de deudas, con lo que gano quién va a ahorrar. Pero si quiere, puede empezar desde ya, sin más excusas.

¿Cuántos pretextos ha tenido para decir que no le alcanza para ahorrar?
Quizá todos los que ha podido lograr gracias a su creatividad: que no le alcanza el sueldo, que este mes tuvo otros gastos que le impidieron ahorrar, que tiene una deuda a un año y después de esa deuda empezará a hacerlo, que ahora no necesita ahorrar.
Pues bien, puede empezar a darle una connotación diferente al ahorro. Puede empezar a ver el ahorro con otros ojos.
Hay quienes consideran un ahorro como un colchón para los gatos de regalos de fin de año. Por ejemplo, el solo hecho de ahorrar $50.000 durante una quincena podría otorgarle a fin de año 1 millón $200 mil para esos detalles.
Otros ven los ahorros del año como una forma práctica de conseguir un monto para el pago de impuestos y no tener que hacer uso de su prima extralegal.
Los ahorros siempre deben tener un objetivo claro. Puede verlos como un colchón para un imprevisto, también como un aporte para sus vacaciones, puede ser para darse un gusto o regalo en tecnología, y también una inversión.
Al ahorrar puede tener un plante que le servirá para comenzar un nuevo negocio y recibir más ingresos con el tiempo. Puede que le propongan un negocio tentador y tenga cómo decir “me uno como socio”.
Está en usted definir qué quiere hacer con el dinero ahorrado, pero el primer paso es empezar a estructurar su presupuesto para este fin.
No más excusas, no postergue ese momento, al contrario, empiece en su próxima quincena y conviértalo en un hábito, que al final siempre le dejará satisfacciones.

Organice su presupuesto paso a paso...

1¿Tiene libre el 10% para ahorrar?¿Cuánto tiene?
2 Piense en el fin de su ahorro
3 Pregúntese qué tipo de personalidad tiene
4 Elija el mecanismo que más se ajuste a su presupuesto

Preguntas y respuestas

José David Gutiérrez Serrano
Administrador de empresas-Esp. en finanzas y mercado de capital
¿Qué se debe tener claro para ahorrar?
Ante todo, un componente de disciplina. Debido a la sociedad de consumo, viven ofreciéndonos paquetes de seguros adicionales para el carro, la tarjeta de crédito nos suscribe a una revista, nos aumentan el plan del celular y vivimos así en un bombardeo de ofertas.
El ahorro requiere de mucha disciplina, de aprender a decir “no” con decencia, de tener claro lo que se va a consumir, dónde y cuándo, para no cometer el error de manejar las finanzas desordenadas.
Es muy difícil ahorrar cuando se tiene un cinturón apretado porque las necesidades básicas tienden a crecer y uno trata de limitarlas. Existen necesidades básicas que no se pueden reprimir.
¿Por qué es importante ahorrar?
Como seres humanos siempre vamos en crecimiento. Uno compra un colchón y a los dos años quiere uno mejor, ve una cama espectacular y quiere cambiarla, quiere un mejor modelo de auto, quizá pasar con el tiempo a una camioneta, se terminaron los estudios de pregrado y se quiere avanzar en posgrados.
Siempre se va a incrementar el estilo de vida y si vivimos con las finanzas del día a día no vamos a poder cambiar un celular a uno de mejor gama, no podremos salir del país después de conocer Santander, la Costa y Antioquia. Todo es más fácil cuando se tiene un plante o ahorro adicional, el conocido colchón de seguridad, que debe ir creciendo año tras año.

LA VOZ DEL EXPERTO

Josué fernando Gutiérrez Rojas
Asesor de empresas
¿Qué tips se pueden seguir para alimentar la cultura del ahorro, si no se cuenta con esta costumbre o a muchos les parece imposible?
La forma para ahorrar es definiendo el presupuesto del mes. Es como si se estuviera asumiendo una cuota o gasto, pero en este caso es para el ahorro.
Debo relacionarme con un valor, pero tampoco debo ponerme una meta muy alta. Hay personas que se ponen como meta un 30% de su salario para ahorrar y el objetivo se queda a medias.
Una persona que no está acostumbrada a ahorrar debe empezar así sea con métodos tan sencillos como una alcancía.
Otras personas pueden ahorrar el dinero que tenían presupuestado para algo específico y que al final no gastaron todo. Por ejemplo, una cena especial por $100 mil, que terminó costando $80 mil, entonces ahorran los $20 mil como si se hubiesen gastado lo que ya habían destinado.
Para ahorrar es importante crear una cultura, como ocurre con la persona a la que no le gusta leer. Por ejemplo, quien no lee, cómo va a empezar con un libro de más de 300 páginas; debe empezar por algo pequeño y motivarse.
Hay otras personas que empiezan a ver el ahorro mediante un endeudamiento. Por ejemplo, compran una moto y la van pagando pues saben que ese es su ahorro.
Segundo, si se ahorra en un banco específico podrá con el tiempo solicitar un préstamo para inversiones más altas, como la compra de un apartamento. Así será más fácil encontrar lo que se proponga a largo plazo.

Recomendaciones a seguir
Estas son las recomendaciones dadas por el especialista en finanzas José David Gutiérrez, respecto a la forma como debe empezar a educarse para el ahorro:

1. Conozca cuánto gana y cuánto gasta
Usted deberá tener dos presupuestos. Uno es el presupuesto que estima recibir y gastar y otro el presupuesto real. En el segundo deberá anotar gastos que no tenía contemplados como despinchar la llanta, el regalo del baby shower que no esperaba este mes, la visita al odontólogo por urgencias, el medicamento para la gripa que no tenía contemplado, entre otros percances.
Es posible que también varíe el presupuesto a su favor en la tabla de activos porque ingresó el pago por un trabajo extra. Por eso la importancia de escribir todos sus movimientos financieros y no hacer de su sueldo ‘plata de bolsillo’ como se dice comúnmente.

2. ¿Puede ahorrar el 10% de sus ingresos?
Si hizo el ejercicio anterior y vio que no puede ahorrar el 10% de su salario sino un 5%, empiece a educarse para el ahorro.
Por ejemplo, si usted gana $1 millón 500 mil, debería ahorrar cada mes $150 mil, pero al elaborar su presupuesto sabe que puede ahorrar solo $75 mil. Ante este resultado, la invitación del experto en finanzas, José David Gutiérrez, es a revisar en qué se está quedando el otro 5%.
“Es mejor empezar a recortar porque ya es una señal de alerta que no se esté destinando el 10% del ahorro. Desde ya debemos actuar para ajustar el ahorro, porque puede ser el momento para organizar las finanzas y mirar qué pérdidas estamos teniendo o por qué los gastos están superando los ingresos”, indicó Gutiérrez Serrano. 

3. Motívese para ahorrar
Cuando usted tiene un motivo o estímulo para ahorrar resulta más fácil que cuando ahorra sin ningún fin. ¿Qué tal imaginar desde ya sus próximas vacaciones? Así los demás lo animarán a seguir ahorrando. Por ejemplo, el tema de las vacaciones resulta atractivo porque en cada reunión estarán hablando de esto.
Si es amante de la tecnología es importante que conozca todas las ventajas que le dará su nueva tableta, celular, o dispositivo para el carro.
Lo mismo si está ahorrando para invertir en un negocio, lo cual resultará aún más motivador porque ese dinero no se acabará, sino que al contrario irá creciendo y dejándole para el dispositivo electrónico soñado, las vacaciones y mucho más. 

4. ¿Qué tanta fuerza de voluntad tiene para ahorrar?
Usted se conoce mejor que nadie y sabe hasta qué punto se autocontrola y hasta qué punto necesita que alguien le guarde sus ahorros para que usted no se los gaste. Es por eso que requiere autoevaluarse y después de hacerlo elegir el mecanismo que sea más fácil para ahorrar.
Hay quienes prefieren darle el dinero a un familiar para que se los guarde, otros que ahorran mediante un sistema familiar donde uno de los integrantes recibe quincenal el aporte, y hay quienes ahorran en su misma cuenta salarial, en la empresa o mediante un CDT.

5. Diversas alternativas
Empiece por familiarizarse con los términos. ¿Tiene claro qué es liquidez? ¿Rentabilidad? ¿Riesgo?
Usted puede ser un ahorrador conservador que solo quiere mantener su dinero en un banco sin necesidad de sufrir riesgos.  Pero está también el ahorrador al que, como se dice coloquialmente, ‘le pica la plata’ y por eso prefiere guardar su dinero en un CDT para no moverla por el tiempo que estipule la entidad. “Está también el que elije pensiones voluntarias con portafolio de riesgos para aumentar rentabilidad y sacrificar liquidez o si quiere liquidez, sacrificar la rentabilidad y escoger el producto que más se acomode a sus necesidades”, expuso el especialista en finanzas José David Gutiérrez.  Recuerde que la liquidez se refiere al monto que está disponible para utilizarse cuando usted lo decida. Por ejemplo, si usted elije un CDT ganará rentabilidad pero perderá liquidez, porque debe acomodarse a los lineamientos del banco respecto al retiro del dinero. De retirarlo antes de tiempo, deberá pagar una multa y estará perdiendo rentabilidad. Así que es importante que analice el portafolio de inversiones que existe en los bancos, pues cada uno tiene una solución a cada tipo de cliente.
Si usted prefiere tener su dinero para ser utilizado en cualquier momento, puede ahorrar en la misma cuenta de ahorros de su nómina y así no tendrá que pagar por otro manejo de tarjeta. Pero en esta alternativa, depende de su voluntad para no usar el dinero ahorrado.

Publicada por
Contactar al periodista
Su voto: Ninguno (2 votos)
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Desgranado con palmitos y camarón.
Aprende a preparar esta rápida y deliciosa receta en casa con Cocinarte. Sorprende a tus amigos en un momento especial.
Publicidad
Publicidad