Publicidad
Dom Sep 24 2017
26ºC
Actualizado 12:50 pm
Jueves 23 de Febrero de 2012 - 02:24 PM

Justicia portuguesa confirma como culpables a cinco condenados por pedofilia

La Corte de Apelación de Lisboa confirmó este jueves cinco de las seis condenas pronunciadas en primera instancia en un proceso por pedofilia conocido como el escándalo de la Casa Pia, y ordenó que se vuelva a juzgar una parte de los hechos.
Tomada de internet/VANGUARDIA LIBERAL
Justicia portuguesa confirma como culpables a cinco condenados por pedofilia
(Foto: Tomada de internet/VANGUARDIA LIBERAL)

"La decisión de la Corte de Apelación fue unánime", declaró a la prensa el presidente de la misma, Luis Vaz das Neves.

Seis de los siete acusados de este largo proceso abierto a fines de 2004 fueron condenados en septiembre de 2010 por abusos sexuales e incitación a la prostitución. Los crímenes fueron cometidos contra 32 víctimas, que en el momento de los hechos eran muchachos jóvenes confiados a la Casa Pia, un hospicio público para niños en dificultades.

La Corte de Apelación invocó un vicio de forma para considerar como "nula" la parte del proceso relativa a los crímenes que habrían sido cometidos en Elvas (sureste), donde según las víctimas se organizaron "orgías". Los hechos deberán volver a ser juzgados en primera instancia.

En consecuencia, el principal acusado, un ex jardinero y chófer de la Casa Pia, vio su pena reducida de 18 a 15 años de prisión.

Carlos Cruz, ex presentador estrella de la televisión portuguesa, fue condenado en apelación a seis años, y no a siete como se decidió en primera instancia.

La Corte de Apelación confirmó la condena de un ex responsable de la Casa Pia, de un ex diplomático y de un médico a penas de entre cinco años y nueve meses y siete años de prisión.

La pena de seis años y dos meses de cárcel impuesta a un ex abogado fue sin embargo anulada.

Los seis condenados siguen libres ya que, según la ley portuguesa, la ejecución de las penas se mantiene suspendida durante la apelación.

El escándalo de la Casa Pia estalló a fines de 2002, cuando un interno de esta institución bicentenaria contó a la prensa que un empleado lo había violado.

Decenas de internos y ex alumnos de la Casa Pia denunciaron entonces la existencia de una red pedófila, en un caso en el que se vieron implicadas personalidades mediáticas y políticas.

En marzo de 2006, sin esperar el final del proceso, un tribunal de arbitraje condenó al Estado portugués a indemnizar con dos millones de euros a 44 ex internos, al considerar que no cumplió su misión de proteger a los niños.

Publicada por
Sin votos aún
Etiquetas:
Publicidad
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Comentarios
Agregar comentario
Comente con Facebook
Agregar comentario
Comente con Vanguardia
Comente con Facebook
Agregar comentario
Vanguardia Liberal no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio. Los comentarios que aquí se publican son responsabilidad del usuario que los ha escrito. Vanguardia Liberal se reserva el derecho de eliminar aquellos que utilicen un lenguaje soez, que ataquen a otras personas o sean publicidad de cualquier tipo.
Publicidad
Publicidad
Publicidad